Noticias poco alentadoras trajo el último Índice de Percepción del Consumidor (Ipeco) que mensualmente realiza el Centro de Estudios en Economía y Negocios (Ceen) de la Universidad del Desarrollo (UDD). Durante mayo, la confianza de los consumidores no varió, manteniéndose en nivel moderadamente pesimista, de 102,93 puntos.

Según informó la institución, en mayo la confianza en la actualidad (índice coyuntural) disminuyó en 1,0 punto, ubicándose en los 110,2 puntos, manteniéndose en el nivel moderadamente pesimista. En una línea similar la confianza en el futuro (índice de expectativas) tampoco mostró cambios, permaneciendo también en el nivel moderadamente pesimista. Así, el promedio trimestral del Ipeco se mantuvo en nivel moderadamente pesimista por sexto mes consecutivo.

Este escenario, según explica el informe de la UDD, se debe a que las noticias económicas fueron mixtas para la confianza de los consumidores.

“El crecimiento del Imacec de abril fue de 0,1% en doce meses, mientras que la inflación fue de 0,1%, acumulando un 2,6% en 12 meses (…) Entre los factores que determinan los ingresos de los hogares, la tasa de desempleo aumentó a 6,7 % en el trimestre terminado en abril, mientras que el índice real de remuneraciones aumentó un 0,4% en marzo, acumulando un crecimiento de 1,5% en 12 meses”, detalló el documento.

Sin embargo, no todo fueron malas noticias. Respecto a la confianza en el futuro, el índice mostró que “la percepción del desempleo futuro aumentó en 8,3 puntos, pasando de nivel neutral a levemente optimista, debido a una disminución de las visiones pesimistas y un avance de las visiones neutrales y optimistas”.

La percepción de los consumidores según los diferentes estratos socioeconómicos reveló resultados mixtos. “En el estrato ABC1, la confianza disminuyó, pasando del nivel neutral a levemente pesimista. En el C2 retrocedió, pasando de nivel levemente pesimista a moderadamente pesimista. En el C3 aumentó, aunque se mantuvo en nivel muy pesimista. En el D avanzó, pasando de nivel pesimista a moderadamente pesimista”, mostró el documento.

Regiones y proyecciones

A nivel regional, los cambios en la confianza fueron mixtos. Si bien en la Región del Bío Bío hubo un avance en la confianza de los consumidores, pasando del nivel levemente pesimista a neutral, la Región Metropolitana evidenció un retroceso, pasando de nivel neutral a moderadamente pesimista.

Considerando lo anterior, desde el Ceen proyectan que “la confianza de los consumidores en los próximos meses oscilaría en torno al nivel actual. El crecimiento del consumo agregado se mantendría en torno a los niveles actuales, cuyo crecimiento estaría alrededor de un 1,9% en el año 2017. Por otro lado, proyectamos que las colocaciones de consumo del sistema bancario crecerán a una tasa promedio mensual de aproximadamente 0,5% en los próximos 12 meses, acumulando un crecimiento anual en torno a 6,5% en 2017”.

/gap