Juan Antonio Pizzi está tranquilo. Pese a la derrota de 3-2 ante Rumania, el entrenador de la selección chilena se mostró conforme de cara al debut en la Copa Confederaciones. “Si bien perdimos, la lectura que hacemos no corresponde al resultado. Mostramos la misma intensidad de siempre, pero la lectura del partido no se condice con el resultado de hoy”, sostuvo en conferencia de prensa. Y profundizó: “Cuando estuvimos 11 contra 11 el equipo impuso lo que habitualmente hace que es someter a sus rivales. Con un jugador menos es difícil competir a este nivel”.

El técnico de la “Roja” también respondió las preguntas sobre el viaje relámpago de Claudio Bravo a España. “Su caso ya está explicado y no hace falta más comentario, tenía un asunto personal-jurídico que resolver y tenía mi autorización”, indicó.

El entrenador deslizó una crítica a la expulsión de Medel. “Fue un error que no podemos cometer, mucho menos en un torneo como el que se avecina. Sirve de advertencia de cara a lo que viene”.

Finalmente, “Macanudo” respaldó a Herrera, quien no tuvo una buena jornada ante Rumania. “Johnny está preparado como cualquiera de estos futbolistas. Tanto él como Toselli son garantías para mí”, argumentó.

Por Ignacio Soto Bascuñán