El rol del padre en el cine dio lugar a historias excepcionales, dramáticas, divertidas y adorables. Porque una buena película es la excusa perfecta para compartir un rato juntos, a continuación 10 títulos con los papás más famosos del cine para disfrutar en el Día del Padre.

Papá por sorpresa (2007)

Joe Kingman (Dwayne Johnson) lo tiene todo: mujeres, dinero y una espectacular carrera como jugador de fútbol americano. Hasta que un día, una nena de 8 años golpea a su puerta y le comunica que es su hija, fruto de una relación del pasado. A partir de ese momento, deberá superar unos cuantos obstáculos (empezando por su auto deportivo sin asiento trasero) para comenzar una nueva vida juntos.

Papá por siempre (1993)

Recién divorciado, Daniel Hillard (Robin Williams) busca la manera de pasar más tiempo junto a sus hijos, luego de que el juez otorgue la custodia a la madre. Cuando Hillard se entera de que Miranda (su expareja, encarnada por Sally Field) busca una empleada para el hogar, se presenta haciéndose pasar por Mrs. Doubtfire, una entrañable y refinada ama de llaves inglesa que se gana su corazón.

El gran pez (2003)

Basado en la novela Big Fish: A Novel of Mythic Proportions de Daniel Wallace y dirigida por Tim Burton, el filme cuenta la historia de Edward Bloom, un padre que ha decidido vivir en una suerte de cuento de hadas, y esto afecta drásticamente la relación con su único hijo Will.

En busca de la felicidad (2006)

Will Smith se pone en la piel de un padre que lucha para salir adelante junto a su hijo de cinco años (representado por Jaden Smith, su hijo en la vida real) cuando se queda sin trabajo y sin lugar donde vivir.

La vida es bella (1997)

Cuando estalla la Segunda Guerra Mundial, Guido (Roberto Benigni) junto a su esposa e hijo son encerrados en un campo de concentración. Este extravagante camarero deberá valerse de su imaginación e irresistible sentido del humor para hacerle creer a su hijo que lo que están viviendo es tan solo un juego.

Kramer vs Kramer (1979)

Ted Kramer (Dustin Hoffman) es un ejecutivo fanático de su trabajo, que deberá hacerse cargo de su hijo de seis años cuando su esposa Joanna se enfrenta con él y lo abandona.

Un papá genial (1999)

Un abogado treintañero y algo inmaduro (Adam Sandler) siente que necesita un cambio radical en su vida cuando su última novia lo deja. Entonces decide adoptar y proteger a Julian, un nene de cinco años.

El Rey León (1994)

El clásico animado de Disney narra las aventuras de Simba, un travieso y adorable cachorro de león que vive en la sabana africana. Como hijo del Rey Mufasa, deberá hacerse cargo de su destino tras la muerte de su padre y enfrentar a su envidioso tío Skar, quien busca quedarse con el trono.

El regalo prometido (1996)

Con tal de no decepcionar nuevamente a su hijo Jamie, un atareado hombre de negocios (Arnold Schwarzenegger) se lanza a una cómica y estresante odisea por la ciudad en busca del codiciado Turboman, un muñeco que Jamie le pidió para Navidad y se encuentra agotado en todas las jugueterías.

Mi nombre es Sam (2001)

En una actuación magistral Sean Penn se pone en la piel de Sam Dawson, un hombre con una discapacidad intelectual que se hace cargo de su hija (Dakota Fanning) desde que la madre la abandona, el mismo día en que nace. El estado cuestiona la capacidad de Sam de cuidar a la niña, que a los 7 años posee una mayor capacidad mental que él, pero Sam está decidido a pelear por sus derechos como padre.

/gap