Ayer mismo repasábamos algunas de las últimas características de diseño del Samsung Galaxy Note de 2017. La última información que tenemos sobre el terminal es que se presentaría en el próximo IFA de Berlín para ajustar algunos detalles como la ubicación del sensor de huellas dactilares. Sin embargo hoy nuevos rumores apuntan a que la presentación del Samsung Galaxy Note 8 podría adelantarse.

Ha sido la publicación surcoreana Naver la encargada de informar que Samsung presentaría su próximo phablet de gama alta el 26 de agosto en un evento que se celebraría en Nueva York. Si lo comparamos con el anuncio del Samsung Galaxy Note 7 que se produjo el año pasado un ya lejano 2 de agosto de 2016, esto supondría un retraso de casi un mes, pero una semana de anticipo respecto al IFA de Berlín.

galaxy note 8

Según las fuentes, Samsung habría planeado lanzar el Samsung Galaxy Note 8 en el IFA en septiembre, pero para evitar coincidir en espacio y tiempo con el lanzamiento de los nuevos iPhone 7s y del iPhone 8, el fabricante coreano habría optado por adelantar el anuncio de su teléfono en una semana. No hay que olvidar que el iPhone 8 y el Galaxy Note 8, junto con el Google Pixel 2 y el Huawei Mate 10 son los principales terminales que nos quedan por conocer este año, partiendo de la base de que hoy mismo se presenta el OnePlus 5.

¿Qué esperar del Samsung Galaxy Note 8?

La publicación también informa, además de la fecha de presentación del Samsung Galaxy Note 8, de otros detalles del smartphone como que contará con un Display Infinity de 6,3 pulgadas, un S Pen ligeramente mejorado, cámaras duales, Bixby y un lector de huellas dactilares que se encuentra, como todo parece apuntar pese a los esfuerzos de la marca, en la parte posterior del teléfono, similar a lo que podemos encontrar en el Samsung Galaxy S8 y S8 +. Sin embargo, según se informa, la posición del lector de huellas dactilares ha sido desplazada a la mitad del dispositivo, para evitar las críticas vertidas en su último buque insignia.

En cuanto al resto de características del smartphone de Samsung, serían las mismas que las que podemos ver en el Samsung Galaxy S8, es decir, un procesador Exynos 8895 de ocho núcleos que trabaja a 2,3 GHz y en el que se ha utilizado una tecnología de fabricación de 10 nanómetros para aumentar la potencia al mismo tiempo que se reduce el consumo de energía. La memoria RAM sería de 4 GB y el almacenamiento de 64 GB, con opción de ampliación mediante tarjetas MicroSD.

/psg