El dirigente sindical Luis Mesina y el economista Manuel Riesco son los líderes del movimiento “No +AFP”, que busca, como su nombre indica, terminar el sistema de capitalización individual que existe en el país desde hace casi cuatro décadas, e reinstaurar el sistema de reparto que hubo anteriormente.

En la última movilización que hicieron durante noviembre pasado, en que hubo desmanes, destrozos y quemas de buses, Mesina admitió que “la huelga genera daño y eso es lo que buscamos: generar daño para que la autoridad tienda puentes que intenten abordar la demanda”.

La situación llevó a la Presidenta Michelle Bachelet a tuitear que “las marchas pacíficas por mejores pensiones hacen más clara la voz ciudadana. La violencia no es el camino para un gran acuerdo nacional”.

El socio de Mesina, Manuel Riesco, llegó a calificar al ex ministro del Trabajo y creador de las AFP, José Piñera, de “extremista peligroso”, y lo acusó de ser un “fanático seguidor del neoliberalismo que es una suerte de liberalismo demenciado”.

La gestión de Mesina y Riesco como directores de AFP Futuro: Pérdida de afiliados, de utilidades y millonaria deuda

Sin embargo, si ahora Mesina y Riesco buscan hacer desaparecer a las AFP, entre 1994 y 1996 fueron partícipes del mecanismo como directores de la AFP Futuro, que luego vendieron a la AFP Magister, que controlaban entonces los profesores.

¿Cómo fue la gestión de Mesina y Riesco como directores de la AFP Futuro? Según cifras oficiales que figuran en la Superintendencia de Pensiones, a las que tuvo acceso “El Líbero” , durante los dos años en que estuvieron en el directorio la AFP Futuro, ésta perdió el 70% de sus cotizantes, ya que la recibieron con 7.390 cotizantes y la dejaron con 2.181.; el 60% de sus afiliados (de 8.631 bajaron a 3.487).

Las utilidades siguieron la misma ruta en picada, ya que cuando llegaron al directorio la AFP tenía utilidades por casi $100 millones pero tras dos años de gestión la entregaron con -$172 millones de pérdidas.

Pese a perder los cotizantes y las utilidades, Futuro mantuvo casi el mismo ritmo de gasto que cuando tenían cifras azules, con $809 millones en marzo de 1996. Adicionalmente, la deuda la aumentaron a $183 millones.

AFP de Mesina cobró comisiones más altas que el resto y tuvo  menor rentabilidad

Al comparar el rendimiento bursátil de la AFP de Mesina y Riesco con el resto del sistema, su rentabilidad de los fondos de pensiones fue considerablemente más baja (14,6% vs 16,21% en 1993 y 17,20% vs 18,18% en 1994). Además, en 1996, el año de la crisis asiática, las pérdidas de los fondos administrados por la AFP Futuro fueron dos veces mayores.

Sin embargo, la comisión cobrada a los afiliados fue más cara que el resto del promedio de todas las AFPs del país (3,25% vs 2,94%).

Los malos resultados llevaron al directorio a vender la AFP Futuro a Magister el 31 de octubre de 1996. Mesina jugó un rol relevante en dicha venta, ya que en el directorio representaba al accionista “Confederación de sindicatos de trabajadores de empresas bancarias y afines”.

/psg