El dólar en Chile siguió con su tendencia a la baja en una jornada de ganancias para el precio del cobre.

La moneda descendió $2,30 en su cotización hasta los $661,30 compra y $661,80 venta. El máximo intradía fue de $663,70, mientras que su valor mínimo fue de $660,10.

El volumen negociado en la jornada llegó a los US$ 928 millones, US$ 40 millones más que los US$ 888 millones registrados previamente. En tanto, la posición neta de cambio del mercado derivado externo alcanzó los US$ -11.016,27 millones al 21 de junio, según detalló el Banco Central de Chile.

Hoy el precio del cobre alcanzó un máximo en 2 meses, cerrando la jornada en la Bolsa de Metales de Londres en US$ 2,61904 la libra.

Por su parte, el Euro cerró con un leve avance hasta los US$ 1,1196 tras la publicación de datos de Estados Unidos.

Hoy en la primera economía mundial se publicó el PMI manufacturero (p) el que bajó a 52,1 puntos en junio, peor a lo esperado por el mercado. En tanto, el PMI de servicios cayó a 53,0 enteros.

Bci Estudios comentó que “el tipo de cambio en Chile retrocede y cotiza algo por sobre $660 , en una jornada de recuperación de valor respecto al dólar de EE.UU. en el resto de monedas de economías emergentes y desarrolladas. La próxima semana se publicarán cifras de actividad económica en EE.UU. lo que entregará renovadas expectativas respecto a la conducción monetaria. Previo a ello, algunos miembros del FOMC entregarían nuevas señales respecto a su visión económica”.

Paula Santa María de FXOne indicó que “la tendencia durante la próxima semana para nuestro tipo de cambio estaría determinada por las declaraciones que los miembros de la Fed restantes comenzarán a dar hoy a partir de las 11:15 am. Hasta el momento, los 4 miembros que han dado sus impresiones no concuerdan y es por ello que la incertidumbre crece y el dólar se debilita cada día más, y con más fuerza luego de conocidos los decepcionantes datos manufactura, servicios y vivienda”.

En tanto, Ignacio Fuentes de XTB Latam señaló que “estos movimientos están impulsados principalmente por el mal desempeño de noticias de EE.UU., que incluso se mantuvo en rango con los datos de viviendas nuevas que presentó 610 mil ventas de viviendas nuevas vs la proyección de 593.000, dato que logró contener el mercado por un corto plazo”.