Claudio Bravo se convirtió en el primer arquero que ataja tres tiros en una definición a penales, jugando semifinales en un torneo FIFA (Copa Confederaciones + Copa del Mundo).

Y contando todas las rondas de eliminación directa, el arquero chileno es el tercero que ataja tres tiros en una tanda de penales.

El primero fue el portugués Ricardo ante Inglaterra, en los cuartos de final del Mundial 2006. Portugal ganó 3-1 en Gelsenkirchen y el arquero atajó los lanzamientos de Frank Lampard, Steven Gerrard y Jamie Carragher.

Gianluigi Buffon igualó la marca de Ricardo en la Copa Confederaciones 2013, en Salvador de Bahía. En el partido por el tercer lugar, Italia derrotó 2-1 a Uruguay y el arquero de Juventus tapó los disparos de Diego Forlán, Martín Cáceres y Walter Gargano