Hace cuatro años, el médico chileno Alberto Rodríguez-Navarro creó un dispositivo basado en imanes que, a la fecha, le ha permitido realizar más de cien cirugías de extracción de vesículas.

Esta herramienta permite, a través de una incisión en el ombligo, introducir una cámara y una tijera con una pequeña pinza en la punta. Esta útima, se pone en el extremo de la vesícula, mientras por fuera del cuerpo, sobre la piel del abdomen, se instala un imán que levanta la pinza y con ello también la vesícula. De esta manera, el órgano se eleva, se corta con un bisturí y se extrae por el mismo ombligo (ver infografía).

Como resultado, el paciente tiene una recuperación más rápida, menos dolorosa, menos días de hospitalización y una pronta reincorporación a sus actividades cotidianas.

Hoy, esta tecnología capaz de levantar y mover órganos, se está ampliando a otro tipo de intervenciones abdominales, permitiendo a los cirujanos una mejor visión de los órganos y manejo de los instrumentos sin realizar tantas incisiones.

A la fecha, en Chile y Estados Unidos, se han realizado más de 100 procedimientos de colecistectomías (extracción de vesícula), 50 cirugías de obesidad, además de apendicectomía, resección de pulmón, resección de colon, otras intervenciones ginecológicas y ahora también urológicas.

“Comenzamos con cirugías de riñón en Chile. Hace dos meses hicimos la primera cirugía de próstata a nivel mundial usando nuestra tecnología magnética en conjunto con el robot, en Nueva York, y con excelentes resultados”, explica el médico.

Empresa

En el año 2011, Rodríguez-Navarro creó su propia empresa, Levita Magnetics, con sede en Silicon Valley. En Chile cuenta con autorización del Instituto de Salud Pública (ISP) y desde el año pasado posee autorización para comercializar el dispositivo en Estados Unidos.

“Nuestra tecnología mejora la realización de todos los procedimientos a nivel abdominal y torácico, ya que por un lado permite cirugías con menos incisiones y por otro lado, le da más versatilidad y mejor visibilidad al cirujano. Mejoramos los resultados. Estamos en una etapa inicial de comprobar todos los beneficios que nuestro comité de cirujanos líderes de opinión ven de la tecnología”, dice el creador de Levita Magnetics.

Recientemente, la compañía se asoció con la U. de Duke (EE.UU), específicamente con el equipo de cirugía mini invasiva, para crear un centro especializado en cirugía magnética, encabezada por el chileno .

“Este es un centro pionero. Además de realizar cirugías magnéticas en forma permanente, será un establecimiento para investigación y difusión de cirugía magnética, con gran énfasis en el entrenamiento de profesionales con esta nueva tecnología”, recalca Rodríguez-Navarro, quien es también parte de la Red ChileGlobal Biotec, una iniciativa de Imagen de Chile apoyada por la Corfo.

Según el creador de Levita Magnetics, “el impacto de esta nueva tecnología va a ser a nivel mundial”.

/gap