Después de las primarias del domingo, la candidata del Frente Amplio, Beatriz Sánchez se acerca a pasos agigantados a su colega Alejandro Guillier, al mismo tiempo que se aleja considerablemente de la demócrata cristiana Carolina Goic. Sin embargo, la ventaja que tiene la periodista sobre sus contendores es que con la campaña realizada la gente ya conoce sus propuestas y programa de Gobierno.

Si Chile Vamos tiene como único candidato a Sebastián Piñera y los votos de la Nueva Mayoría se dividen entre Guillier, Goic, además de los que pueda captar Sánchez, el triunfo del ex presidente es casi segura, por lo que la coalición de Gobierno tendrá que buscar la fórmula para lograr llegar a segunda vuelta. ¿Se bajará Carolina Goic? ¿La Democracia Cristiana dará su brazo a torcer?

El diputado DC Pablo Lorenzini dijo estar más preocupado de la votación de la oposición que de Beatriz Sánchez. “No está en el nivel para postular a una segunda vuelta. Antes tenemos que ponernos de acuerdo en cómo vamos a operar en la Nueva Mayoría. Estos próximos diez días son claves para acercarnos y dejar atrás las soberbias, las diferencias, los individualismos y tratar de buscar algo en común”, argumentó el parlamentario.

Pablo Lorenzini fue enfático en señalar que la bajada de Carolina Goic es algo inviable. “Guillier tampoco ha repuntado, incluso surgió una idea loca de qué pasaría si se baja Carolina, se baja Guillier y entra Lagos de nuevo, hasta esas elucubraciones se han dado. Estamos complicados, vamos a tener que buscar la fórmula con dos candidatos presidenciables, y que no estén todos contra la DC”, precisó.

Otra cosa que el diputado tiene claro es que Sebatián Piñera no va a ganar en primera vuelta. “Hemos hecho bien los estudios y lo que significa el mundo real, por lo que con tantos candidatos va a ser imposible que alguien gane en primera vuelta. El verdadero riesgo está en la segunda vuelta”, manifestó.

Para el diputado DC Gabriel Silber, las primarias acreditaron la escasa capacidad de movilización que tuvo el Frente Amplio, situación que calificó como una derrota para ese sector político, ya que obtuvieron cerca de trescientos mil sufragios, lo que en su opinión, tratándose de una elección a nivel nacional que incluyó franja presidencial, representa una magra votación.

En relación a los resultados de las últimas encuestas Cadem y Adimark, Silber dijo que estas cifras muestran una asociación directa con quienes van a sufragar, por lo que llamó a tener presente ese detalle a la hora de medir las fuerzas y el despliegue de cada uno de los candidatos, tanto de derecha como de izquierda.

Recordemos que en la reciente encuesta Cadem Piñera obtuvo un 22%, Sánchez 11%, Guillier 9% y Goic 1%. Mientras que en la encuesta Adimark Piñera arrojó un 31%, Guillier un 15%, Sánchez un 13% y Goic un 2%.

“Creo que la alta abstención se va a reflejar nuevamente en las elecciones de noviembre y será un factor sustantivo la capacidad de movilización de cada sector a las urnas. Ahí claramente los electores del Frente Amplio no van a votar por sus candidatos”, aseguró Gabriel Silber.

El parlamentario DC agregó que el Frente Amplio no reviste ningún peligro para la Nueva Mayoría. “En consecuencia, desde MEO que en su oportunidad tuvo cerca de 20 puntos y los otros candidatos alternativos que sumaron cerca de 15, este electorado ya existe en nuestra cartografía política, pero tampoco ha mostrado un margen de crecimiento por sobre esas candidaturas”, añadió.

“El Frente Amplio tiene un umbral de votación bastante finito que ni siquiera Beatriz Sánchez lo ha logrado como techo y obviamente esto se va a definir en segunda vuelta. Piñera en ningún caso va a tener en primera vuelta más de la mitad de los votos, todo lo contrario, las encuestas acreditan que él si ha logrado consolidar el tercio de la votación histórica de la derecha”, aclaró el parlamentario DC.

En cuanto a la candidatura de Carolina Goic y la desventaja que tiene frente al resto de los candidatos, Gabriel Silber anunció que en ningún caso van a bajar su postulación. “Nosotros tomamos la decisión de inscribirla y obviamente va a estar en la papeleta de noviembre”, puntualizó.

Por su parte, el diputado Fuad Chahín dijo que el triunfo de Beatríz Sánchez en el Frente Amplio era bastante esperable, ya que es más conocida que Alberto Mayol. Agregó que en absoluto es una amenaza para la Nueva Mayoría, ya que sacó menos votos que Andrés Velasco hace cuatro años atrás y apenas veinte mil votos más que Claudio Orrego.

“Claramente la cantidad de gente que fue capaz de movilizar el Frente Amplio es muy insuficiente para poder transformarse en una alternativa realmente competitiva”, expresó Fuad Chahín .

Según el parlamentario DC, es más fácil obtener mayor cantidad de votos con dos candidatos en primera vuelta que con uno solo. En su opinión, esto se debe a que se generan más alternativas y eso permite garantizar que haya segunda vuelta para sí después apoyar al que obtenga más votos.

“Es más factible que Piñera gane en primera vuelta si vamos con un candidato, en cambio si tenemos dos candidatos hay un mayor abanico de posibilidades. Recordemos que Carolina Goic puede captar votos del centro con mayor facilidad de los que pudo captar Ossandón, por ejemplo”.

Por último, Fuad Chahín enfatizó que la representante de la Democracia Cristiana no se siente en desventaja en comparación con sus adversarios y por ende no existe ninguna posibilidad que baje su candidatura.

Por el momento, la senadora Carolina Goic se encuentra de visita en Perú donde se reunió con el presidente del vecino País Pedro Pablo Kuczynski.

La arremetida de Sánchez

El cientista político Patricio Gajardo, explicó que la arremetida de Beatriz Sánchez era esperable considerando que la Nueva Mayoría no participó en las primarias. “Es el precio por no haber estado en la franja y ausente de debates políticos de los medios, lo que se reflejó en la Cadem que es una encuesta telefónica que capta ese contexto”.

En opinión del experto, hay que esperar unos quince días para ver si no es una reacción a un protagonismo pasajero o si esos niveles de apoyo se consolidan. “A pesar de la buena votación de Sánchez, la primaria reflejó un nicho con techo”.

Lo anterior, según Patricio Gajardo, no es menor a lo que sucedió en Valparaíso con Jorge Sharp, donde no creció un punto de los votos que obtuvo el Frente Amplio en Concejales.

/gap