Tras la aprobación en la Sala del Senado del proyecto de ley que crea una nueva institucionalidad de estadísticas en el país, el senador Eugenio Tuma, manifestó que uno de los desafíos que enfrenta nuestra democracia es proveer de bienes públicos de calidad, con un sistema estadístico transparente, moderno, confiable y con capacidad de responder con instantaneidad a las exigencias de la era digital.

“La estadística es vital para la toma de decisiones del mundo público y privado, es un insumo básico para el diseño y evaluación de las políticas públicas, la toma de decisiones de inversión y la construcción de los principales indicadores de desarrollo de Chile”, aseguró el presidente de la Comisión de Economía.

Por lo tanto, según el legislador PPD, es importante incorporar crecientes niveles de autonomía, transparencia, coordinación y certeza en los procesos de producción de la estadística nacional pública.

“No es bueno para el país que fracase un censo o que su realización esté plagada de titulares o propaganda del gobierno de turno y tampoco es favorable que el cambio de metodología en la medición de la pobreza incorpore incertidumbre a un indicador vital para los sectores más vulnerables”, estableció el parlamentario de La Araucanía.

El proyecto

El proyecto, de acuerdo a Tuma Zedán, también avanza en un nuevo gobierno corporativo del Instituto Nacional de Estadísticas, con un organismo técnico, independiente y descentralizado, con personalidad jurídica y patrimonio propio, encargado de las estadísticas y censos oficiales de la República, sometido al control y fiscalización de la Contraloría General de la República.

El nuevo INE estará dotado de nuevas funciones como dictar instrucciones de carácter general asociadas al proceso de producción estadística, así como también solicitar y recibir de los órganos del Estado la información necesaria para la elaboración de estadísticas con datos que se encuentren en los registros administrativos.

Asimismo, el Consejo Estadístico Nacional tendrá como principal objetivo el procurar la consistencia técnica de las estadísticas elaboradas por los órganos del Estado, además de velar por la adecuada utilización de las definiciones técnicas y lineamientos de relevancia aplicables a las estadísticas del sistema, coordinados por la Comisión Interministerial de Estadísticas.

/gap