Unas 17 personas murieron y otras 61 resultaron heridas hoy en el norte de Angola cuando miles de seguidores de fútbol irrumpieron en el Estado Municipal 4 de Enero para ver el partido de apertura del campeonato nacional, según medios locales.

La tragedia ocurrió cuando iban siete minutos del partido que disputaban en Uige los equipos Santa Rita y Libolo,luego de que cientas de personas irrumpieron en una de las puertas del estadio para entrar, y muchos de ellos caídos fueron pisoteados y murieron asfixiados, informó la agencia de prensa angoleña Angop.

Según fuentes del hospital de Uige, de las 61 personas heridas cinco se encuentran en estado grave.
El presidente de Angola, José Eduardo dos Santos, expresó su profunda consternación por el trágico suceso y su solidaridad con las familias de los fallecidos, y encargó al Gobierno provincial de Uige que proporcione todo el apoyo necesario a los heridos.

Además, ordenó a las autoridades una investigación que permita aclarar las causas del grave incidente. El ministerio de la Juventud y Deportes informó en un comunicado de que la tragedia ocurrió cuando los aficionados asistían al partido de apertura del Campeonato Nacional de Fútbol.

El partido, que era el debut del equipo de fútbol de Uige en la primera división, terminó con la victoria 0-1 de los visitantes.

Por Ignacio Soto Bascuñán