El juez Santiago Pedraz envió a prisión sin fianza al presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Ángel María Villar, y a su hijo Gorka por un posible perjuicio de millones de euros a las arcas del organismo, han informado fuentes jurídicas.

El magistrado ha decretado asimismo el ingreso en prisión sin fianza para el presidente de la federación tinerfeña, Juan Padrón, mientras que al secretario de ese organismo, Ramón Hernández Baussou, le ha impuesto una fianza de 100.000 euros (USD 116.347) para salir de prisión, todo ello tras tomar declaración a los cuatro durante todo el día de hoy.

Ángel María Villar junto a Joseph Blatter (Getty)

Ángel María Villar junto a Joseph Blatter (Getty)

Los detenidos han sido conducidos esta mañana a la Audiencia Nacional tras su arresto el pasado martes en la operación Soule, en la que se les acusa de lucrarse en beneficio propio con las arcas del ente federativo.

Según informa la Audiencia Nacional, el juez acuerda esta medida en un auto ante la gravedad de los delitos –administración desleal, apropiación indebida, estafa, falsedad documental y corrupción entre particulares-, lo que pudiera llevarles a huir de la justicia, “máxime ante la gran capacidad económica de la que disponen”, así como la posibilidad de obstrucción de la investigación, que se encuentra pendiente de analizar toda la documentación obtenida en los registros.

/gap