“Por cierto, este es un lomo de toro, pero nuestra candidata ha mostrado ser fuerte para superarlos”. De esta manera, el coordinador político de la campaña de Carolina Goic, Jorge Burgos, se refirió a la decisión tomada el lunes por el consejo nacional DC respecto de la posibilidad de que el diputado Ricardo Rincón pueda repostularse al Parlamento.

No han sido días fáciles para la senadora, aseguran en el comando de la abanderada. La decisión del consejo de su partido tomó por sorpresa al entorno de la candidata. Más aún, explicaron, porque dentro del acuerdo adoptado por la instancia partidista también se encontraban miembros de su directiva, quienes sabían que su posición -que ha planteado públicamente- es que el legislador no vaya a la reelección.

Con la resolución del consejo, Rincón -quien se vio involucrado en una acusación de violencia intrafamiliar- tendría altas posibilidades de ser nombrado como carta parlamentaria del partido. Esto, debido al sistema establecido. En concreto, la junta nacional de este viernes y sábado deberá ratificar o rechazar la totalidad de postulantes de la DC al Congreso, sin pronunciarse específicamente por Rincón, lo que podría viabilizar su candidatura. “No le hace bien ni a la DC ni a la candidatura (de Goic) abrir expectativas de revisión de un tema que, frente a la opinión pública, aparecía como zanjado y bien zanjado”, agregó Burgos sobre este asunto, graficando el complejo escenario que enfrenta la abanderada a sólo tres días de la junta nacional.

Ayer, al ser consultada por la posición del consejo nacional y de la directiva DC, Goic respondió de manera escueta que“la junta nacional el sábado tiene como objetivo y está convocada para aprobar las plantillas parlamentarias (…); yo he expuesto públicamente mi postura, y aquí lo que corresponde es que opere la institucionalidad partidaria”. El tono fue muy distinto al de seis días atrás, cuando, respecto del mismo caso, afirmó que “la junta nacional de la DC es la instancia máxima política de los partidos (…), y ella estableció que no podrán ser candidatos aquellas personas que tienen sentencias o condenas por violencia intrafamilar o por delitos graves a la probidad”.

Quienes han podido conversar con Goic comentan que el caso Rincón “incomoda profundamente” su candidatura. Principalmente, añaden, porque fue la propia senadora quien quiso apoyar públicamente en la junta nacional de abril a un grupo de militantes para que Rincón no pudiese ser candidato.

En ese sentido, la posición de la DC respecto de la repostulación del parlamentario a tres días de la junta no ha sido bien valorado por el comando, y podría llevar a la abanderada, incluso, a evaluar nuevamente su continuidad en la carrera presidencial. Hay quienes dicen que desde el comando han puesto sobre la mesa este escenario: si lo de Rincón prospera, Goic no seguiría en carrera.

Desde el comando, en todo caso, precisan que están confiados en que la junta de este sábado -pese a lo engorroso del proceso- pueda rechazar la opción de Rincón. Goic, dicen en la tienda, también podría renunciar a la presidencia del partido el viernes, un día antes de la junta, como gesto para abocarse a su candidatura.

/gap