Para la Multigremial de Militares y Policías en retiro, la posición del candidato Sebastián Piñera respecto de la extensión de la carrera militar da cuenta que el abanderado no conoce en su real dimensión las complejidades que comprende el ejercer una profesión en las Fuerzas Armadas y de Orden, por lo cual resulta desventajoso, para los miles de efectivos que hoy se despeñan sirviendo al país y para quienes quieran ingresar a las instituciones castrenses, levantar livianamente cuestionamientos al vínculo contractual que tienen, el que no es comparable a la realidad laboral del resto de los chilenos.

Así lo señaló el presidente de la Multigremial de Militares y Policías (R), Alejo Riquelme Solis, quien hizo un llamado a los asesores del candidato a La Moneda para que si se desea abordar el tema de la carrera militar, se debe hacer de forma integral, seria y profunda para que no se transforme en un elemento de propaganda con fines electorales.

Recordó Alejo Riquelme, que el candidato Piñera pareciera haber olvidado – y a los militares nos consta que tiene mala memoria pues olvidó cumplir los compromisos que él, sin presiones de nadie, hizo imprimir en un díptico durante su primera campaña presidencial –  la forma cómo en dicho folleto resaltaba hace 8 años, la carrera militar y enfatizaba el verdadero y comprometido servicio público que militares y policías prestan al país.

Enfatiza Riquelme, que la carrera de un militar o policía  es algo sumamente complejo y que el largo de la carrera es sólo una muy mínima parte de ese todo. “Como “Profundos cambios” ofrece Piñera  – felizmente tiene mala memoria – entonces, para realizarlos, debería considerar que estos se debieran iniciar cuando un joven de 18 a 20 años ingresa al servicio, oportunidad en que firma un contrato que no lo protege y donde simplemente, se compromete a servir en la Institución”, señala el Presidente de la Multigremial.

Contratos

Agregó que “la primera tarea entonces sería la elaboración de un contrato que proteja a empleador y a empleado, que fije a corto y largo plazo obligaciones mutuas; prestaciones y contraprestaciones; fijación del lugar de residencia; bonos de cumplimiento de metas; bonos de término de conflicto; compensaciones de variada índole, en particular cuando se envía al funcionario y su familia fuera del lugar de residencia habitual; horarios de trabajo; relación de tareas a realizar; horas extraordinarias, negociación colectiva; y todo aquello que beneficie al trabajador, pues así habría que considerarlo pues debería estar amparado por la normativa laboral”, expresó.

Dijo que “en segundo término establecer los sueldos que se le debe pagar a estos funcionarios, el que debe ser dos a tres veces lo que reciben ahora, quienes dada su alta preparación profesional y técnica, muy superior a la media nacional, además de las exigencias que impone la labor militar – policial están hoy muy por debajo de lo que el Estado les paga a otros servidores públicos, no todos ellos con adecuada calificación para ejercer la función,  y otros, cuyo único mérito es su amistad o parentesco con el integrantes del gobierno de turno”, enfatizando Riquelme, que el problema de las pensiones a que tiene derecho  el personal en retiro es parte también del contrato que se debería firmar al inicio de la carrera.

Finalmente, el Presidente de la Multigremial de Militares y Policías (R) señaló que las declaraciones dada por el candidato Piñera respecto de la carrera militar  en cuanto a que  “eso va a significar un gran aporte para la profesionalización de nuestras Fuerzas Armadas” es de una falta de respeto inexcusable.

/gap