El sábado 02 de septiembre se realizó un homenaje en la parroquia El Bosque al alumno de Enseñanza Media que se suicidó el jueves pasado .

Familiares y estudiantes del Lycèe Antoine de Saint-Exupèry –la Alianza Francesa de Las Condes– llenaron el espacio para despedir al joven, consignó El Mostrador.

Este mismo medio señala que dos días antes de que el alumno cometiera suicidio, el establecimiento lo había sancionado tras encontrarlo en el baño del colegio con marihuana: desde el establecimiento denunciaron al joven a Carabineros, que llegó a buscarlo hasta ahí mismo.

El niño salió caminando acompañado de un inspector varios pasos más atrás que los policías, justamente para evitar un impacto mayor, detalla el periódico.

Como castigo el alumno fue llevado a comisaría y fue suspendido durante 9 días.

El primer día cumpliendo la sanción, se suicidó.

Nadie puede culpar a la sanción del colegio y relacionarla con el suicidio del joven; sin embargo, se instaló en la comunidad educativa un debate sobre cómo se aborda el consumo o tenencia de drogas al interior de los colegios porque sí existe un contexto.