Los precios del petróleo subían al iniciarse esta semana luego de que la Agencia Internacional de Energía (AIE) dijo que el superávit global de crudo estaba empezando a reducirse debido a una demanda global fuerte y a la menor producción de la OPEP y de otros exportadores fuera del grupo.

A las 1155 GMT, el Brent ganaba 44 centavos, o un 0,81%, a 54,71 dólares el barril. El West Texas Intermediate (WTI) subía 47 centavos, o un 1%, a 48,70 dólares el barril.

“En base a las recientes apuestas hechas por los inversionistas, las expectativas son de que los mercados se están ajustando y que los precios subirán, aunque de forma muy modesta”, dijo la AIE, que coordina las políticas energéticas de las naciones industrializadas, en un reporte.

“El crecimiento de la demanda de la OCDE sigue siendo más fuerte de lo esperado, sobre todo en Europa y Estados Unidos”, agregó la agencia.