Respecto de la recalificación de la querella por parte del Ejecutivo, Sergio Pérez, presidente de la Confederación Nacional del Transporte de Carga (CNTC), señaló que “es una muy mala señal del gobierno, porque significa, entonces, que cualquier delincuente de la mayor connotación puede quedar eximido haciendo uso de no alimentarse”.

El dirigente de los camioneros añadió que si ellos “cometieron este acto de terrorismo, indudablemente tienen que ser sancionados”.

Gloria Naveillán, secretaria ejecutiva de los Agricultores de Victoria y Malleco, dijo que era una “vergüenza” la decisión de La Moneda de “presionar indebidamente al Poder Judicial pretendiendo cambiar las medidas cautelares de quienes están acusados de actos terroristas”.

/gap