A pesar de que los indicadores bursátiles del mundo no tuvieron una jornada precisamente estelar, el principal índice de la rueda santiaguina logró profundizar ganancias este jueves, alcanzando niveles que no veía hace casi cuatro años.

En su segunda sesión consecutiva al alza, el IPSA anotó un avance de 0,21% que lo dejó cómodamente ubicado en los 4.363,72 puntos, su mejor valor desde principios de abril de 2013.

A la par, el indicador amplio IGPA logró elevarse 0,14% durante el día, alcanzando las 21.752,57 unidades.

Esto ocurrió en medio de un contexto de altibajos en los mercados accionarios internacionales.

Los tres emblemáticos indicadores de Wall Street cerraron el día con resultados mixtos: con ganancias en el Dow Jones y pérdidas en el S&P500 y el Nasdaq, cortando una racha que se vio impulsada por las promesas del presidente estadounidense Donald Trump de un anuncio “fenomenal” de reforma tributaria.

Los más importantes accionarios de Europa terminaron sus respectivas sesiones en territorio de números rojos –con la única excepción de Italia–, mientras que en Asia hubo ganancias en Hong Kong y pérdidas en Tokio.

Dentro de América Latina, los resultados también arrojaron resultados variopintos. Acompañando al selectivo chileno en la bancada de las ganancias se ubicaron el Colcap colombiano, el IPC mexicano y el indicador general de la Bolsa de Lima, mientras que el Merval argentino y el Bovespa brasileño marcaron contracciones.