El reo que este lunes se fugó desde un tribunal de San Bernardo tras herir a un gendarme y tomar como escudo humano a un juez, antes había escapado de la cárcel tras el terremoto del 2010.

Leonardo Azagra cumplía pena efectiva en el penal de Graneros por violar a una menor en Pichilemu en 2009, cuando aprovechándose del caos por el sismo huyó del lugar, consignó Emol.

Logró evadir los controles policiales hasta que fue detenido en mayo por un nuevo caso de violación, pero fue sobreseído por falta de pruebas.Su carrera delictual no paró ahí.

El 25 de diciembre de 2011 mató a piedrazos a Sixta Muñoz de 19 años, en Buin, por lo que fue condenado a 10 años, los que cumplía en el penal Colina II.

Aún permanece prófugo

/Soychile

/gap