La selección chilena no tuvo funcionamiento colectivo. Errores en la defensa fueron aprovechados por Brasil, que impidió el sueño mundialista de la Roja.

Claudio Bravo
Fue clave para mantener el cero en el primer tiempo. Estuvo brillante al atajarle un remate rasante dentro del área a Neymar y tapándole un cabezazo a Gabriel Jesús en el área chica. Sin embargo, empañó todo al dar rebote en un tiro libre de Dani Alves, que capturó Paulinho para el 1-0 parcial.

Mauricio Isla
Tuvo serios problemas con Neymar por la banda derecha, al que en pocas ocasiones pudo controlar. Por lo mismo, no pudo proyectarse en labores ofensivas como suele hacerlo, y las contadas veces que lo consiguió, terminó muy mal la jugada.

Gary Medel
Estuvo firme en la marca de los peligrosos delanteros brasileños. También se mostró muy atento para solucionar cualquier error de la zaga nacional en la salida. Nada pudo hacer para evitar los dos goles de Brasil. Fue lo más rescatable de la zona posterior.

Gonzalo Jara
Bajo primer tiempo del defensa. El gris nivel que ha mostrado en el torneo local y en las últimas fechas de las Eliminatorias lo repitió ayer en Brasil. Inseguro. Una mala salida casi le costó a Chile quedar en desventaja, de no ser por el capitán de la Roja.

Jean Beausejour
Se le vio lento y eso le impidió llegar con peligro al arco rival. Sólo consiguió sacar un centro en el primer tiempo, pero fue muy pasado y no generó riesgo. Eso sí, en labores defensivascumplió cuando fue requerido.

Charles Aránguiz
Se notó que no estaba al ciento por ciento en cuanto al despliegue y la dinámica. No así en su calidad, porque cuando tocó el balón lo administró bien. Criterioso. Sacó de quicio a Neymar en el primer tiempo y provocó la amonestación del crack de los locales. Sólo aguantó un tiempo, ya que en el descanso fue reemplazado por Erick Pulgar.

Pablo Hernández
Tal como en el partido ante Ecuador, en el Monumental, el Tucu se mostró a un gran nivel. En el primer lapso, fue clave en la recuperación de balones en el mediocampo. Cada vez se le nota más acoplado al sistema de la Roja y tiene muy clara su función. Por arriba fue una ayuda en labores defensivas.

Jorge Valdivia
Cuando tuvo la pelota le transmitió tranquilidad a sus compañeros. Salvo un par de veces, en general distribuyó bien el balón. No sólo eso, con su posesión impacientó a Brasil, que recurrió a las infracciones para frenarlo. En el segundo tiempo fue el único que intentó tomar las riendas del equipo.

José Pedro Fuenzalida
Al igual que el Huaso, no pudo generar peligro por la zona diestra. Tocó muy poco la pelota. Más que nada se dedicó a impedir la subida del lateral Alex Sandro y a intentar molestar a Neymar. Fue titular a última hora tras la lesión de Francisco Silva. Escaso aporte.

Eduardo Vargas
Prácticamente no le llegó la pelota en el primer tiempo, ya que la Roja casi no generó peligro. Sin embargo, la única ocasión clara de Chile estuvo en su cabeza, pero Ederson estuvo atento para impedir el gol. Fue al sacrificio.

Alexis Sánchez
El mejor de Chile en el primer tiempo. Incisivo, movedizo, rápido. Ni rastro del Niño Maravilla opaco de los partidos ante Paraguay, Bolivia y Ecuador. Presionó la salida de los brasileños y recuperó el balón en reiteradas ocasiones. Fue aporte en la defensa. No obstante, hizo la falta que terminó en el primer gol de los brasileños y perdió el balón en el contragolpe que originó el segundo tanto.

Erick Pulgar
No estuvo a la altura para reemplazar a Aránguiz. Tuvo bastantes problemas en la marca y recurrió a las faltas constantemente. Dejó la impresión de que no es más que el Príncipe lesionado.

Edson Puch
Entró a buscar el milagro, cuando Chile estaba sumido en la desesperación. Fue al sacrificio

Neymar
Fue un dolor de cabeza para la defensa chilena. Generó peligro constantemente.

Paulinho
Tal como en el Barcelona, el volante acompañó muy de cerca los ataques brasileños. Así apareció para convertir en gol el rebote de Bravo en el tiro libre de Alves.

Gabriel Jesús
La nueva joya de los pentacampeones del mundo hirió mortalmente el corazón del equipo dirigido por Juan Antonio Pizzi. Convirtió el segundo y el tercer gol de la verdeamarilla, dejando sin vida el sueño de la Roja de ir a Rusia.

Por  Cristian Barrera Marchant para La Tercera

/gap