Según información entregada por el Ministerio de Justicia, durante la discusión de la partida de presupuesto. “existe una brecha asistencial de 88,9% para responder a las necesidades de la salud mental de niños y adolescentes en protección por vulneración de derechos”.

Los dichos, corresponden al titular de la cartera, Jaime Campos, quien los sostuvo ante los parlamentarios de la comisión mixta de Presupuesto, durante la revisión de los recursos para el ministerio y en particular para el Servicio Nacional de Menores (Sename).

El gobierno, indica la publicación, propuso la inversión de $451 millones para dar continuidad al sistema de salud integral con énfasis en salud mental, “para niños y adolescentes con vulneración de derecho y/o sujetos a la Ley de Responsabilidad Penal Adolescente”.

Con dicho dinero, se pretendía cubrir en 2018 al 37% de la población Sename. Para 2020 sumando a 12 de servicios de salud, la idea es llegar a cubrir el 80% de la población.

/gap