Fue una de las víctimas colaterales de la grave colisión que protagonizaron Ignacio Lastra y Julia Fernández durante la noche del 31 de agosto.

Luis Ponce prácticamente perdió el automóvil que trabajaba como Uber tras el fuerte accidente que protagonizó con el ex “Doble Tentación”.

A dos meses del hecho, que aún mantiene al modelo internado en la Clínica Indisa en recuperación de sus graves quemaduras, el conductor logró recuperar su fuente laboral.

Gracias a la ayuda de la propia familia de Lastra, en conjunto con Julia, compró un Chevrolet Sonic 2015, un modelo un poco más reciente al auto que tenía, y que quedó con importantes daños tras el choque.

“Lo que quedó del auto lo vendí en $1.700.000, porque el arreglo salía más de $7.000.000. Julia me aportó con $2.000.000 y el resto lo puso la familia de Ignacio, del fondo común que se había acumulado con los beneficios.

El auto salió $5.400.000”, detalló Luis a LUN.El hombre aseguró que el apoyo del entorno de los chicos reality fue clave para poder obtener el vehículo, afirmando que “desde el comienzo estuvieron preocupados del tema, pero yo no quise ponerles presión con el tema de que Ignacio estaba con riesgo vital en la clínica, entonces no quería sumarle una preocupación más a ellos, por eso dejé que pasara el tiempo y después conversamos”.

Ponce afirmó que estaba seguro que ellos lo respaldarían en la recuperación del vehículo, algo que finalmente cumplieron.

El conductor dijo que desde esta semana retomará sus recorridos en Uber, agregando que iba a tener un seguro y mantención por un año, tema que surgió tras su paso por “Primer Plano”.

/gap