Este miércoles,  a partir de las 15.00 horas, se inicia el proceso para llevar a efecto el último remate del año en Starken, aprovechando la cercanía con Navidad.

 Ochenta lotes de encomiendas no retiradas estarán disponibles para que se las lleven los mejores postores en esta tradicional subasta que se realiza cada seis meses, periodo determinado por ley para proceder al remate cuando los paquetes no son reclamados por sus interesados.

 Entre los lotes se encuentran jaulas con cientos de paquetes, un camión Mercedes Benz, un Ford Cargo y un tracto camión, además de repuestos para todo tipo de vehículos.

 Año a año son cientos de sorpresas las que aparecen entre los paquetes: desde dinero en efectivo, pasando por celulares y joyas hasta un tapón de lavamanos.

 Los interesados deberán llegar a lo menos una hora antes del remate programado para las 15:00 horas, en calle 5 de Abril 4372, Estación Central, para inscribir su participación a través de una postura, la que tiene un costo de $300.000, que puede pagarse en efectivo o por sistema de transferencia bancaria. Esta cantidad será devuelta en caso de no adjudicarse un lote o servirá como parte de pago en caso contrario.

/gap