Rosa Amelia Asuaje, principal testigo en cuya declaración se basa la sentencia a Leopoldo López (foto), afirma en una carta abierta al presidente de la sala del Tribunal Supremo que este jueves ratificó la condena al líder opositor venezolano que en el material que analizó “no hay nada que demuestre” la culpabilidad de López.

La experta en lingüística estudió cinco discursos del líder de Voluntad Popular en 2014 y plasmó sus conclusiones en un informe de 113 páginas. Sin embargo, Asuaje denuncia que dicho análisis nunca se utilizó por completo ni de la forma debida, sino que se alteraron sus palabras. También recalca que el documento se entregó a tiempo pese a que se le imputa que lo hizo de forma “extemporánea”.

“A partir de mi peritaje lingüístico jamás pudo desprenderse algún juicio de valor, pues no tendría los insumos para afirmar que el ciudadano Leopoldo López hizo llamados a incendiar la fiscalía de nuestro país, lideró, fue miembro de alguna asociación criminal, o manifestó el deseo de que sus posibles seguidores cometieran actos violentos“, recalca Asuaje en su carta. “En el material que me dio el Ministerio Público para analizar, no hay absolutamente nada que demuestre ese accionar”, insiste.

Así, tanto en la condena inicial como en su revisión en la Corte de Apelaciones de Caracas se dan, según explica Asuaje, “contradicciones de forma y de fondo, además de descontextualizaciones, omisiones, tergiversaciones e interpretaciones sesgadas que dan una perspectiva bastante clara de los derroteros actuales de nuestro sistema judicial“.

“En ambas sentencias se me imputan hechos de los que no soy responsable”, explica la experta, quien con su misiva, publicada en exclusiva por Infobae, espera “poder asumir públicamente la responsabilidad” ante un caso en el que se vio involucrada “por realizar una labor de fiel cumplimiento ante el Ministerio Público” de su país.

La lingüista Rosa Amelia Asuaje escribió una carta abierta dirigida a uno de los jueces del Trubunal Supremo de Justicia para denunciar la manipulación de su testimonio.

La lingüista Rosa Amelia Asuaje escribió una carta abierta dirigida a uno de los jueces del Trubunal Supremo de Justicia para denunciar la manipulación de su testimonio.

Si bien terminó de escribir este mensaje el 5 de enero, Asuaje no lo había hecho público aún por razones “de seguridad” y aunque reconoce que “ahora el panorama no es distinto” afirma que “es necesario que se evidencie” lo que escribió en su momento “más allá del peligro que pueda correr”. “Sucede que en Venezuela, en los últimos tiempos, cualquiera puede ser detenido extrajudicialmente sin razón aparente. Asumo que si eso llega a suceder conmigo, hay toda una trayectoria y testimonios escritos por mí que me resguardarán”, recalca.

El Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela ratificó este jueves la condena de 13 años y nueve meses de prisión a Leopoldo López por los hechos violentos ocurridos en la marcha estudiantil del 12 de febrero de 2014. De esta manera, la defensa de López ha agotado todas las vías de apelación en el país latinoamericano, por lo que a partir de ahora recurrirán a acciones en organismos internacionales.

Este mismo miércoles, el nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump, recibió a Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, en la Casa Blanca y pidió la liberación del “preso político” venezolano. Sólo un día después, en Madrid, los ex presidentes Felipe González y José María Aznar arroparon al padre del líder de Voluntad Popular en un acto por la libertad en Venezuela.

Asimismo, Asuaje reclama a organizaciones nacionales e internacionales que sean “testigos del caso de muchos venezolanos que vivimos bajo la presión de no poder expresar libremente, no sólo lo que pensamos, sino las denuncias a un sistema judicial que, en este caso, ha demostrado su incapacidad para estar a la altura de las circunstancias históricas que ha tenido en sus manos”.

La lingüista lanza así una llamada de auxilio porque teme lo que pueda sucederle en el futuro: “Vaya mi exhorto a las organizaciones de Derechos Humanos en Venezuela. Vaya mi voz a UNASUR, a El Vaticano, la OEA, MERCOSUR, ONU. Llegue también mi voz al lugar donde me hice y crecí intelectualmente: la Universidad de Los Andes, lugar que en Venezuela ha guardado en su seno a grandes maestros”.

Texto completo de la Carta de Rosa Amelia Asuaje

Esta carta abierta que dirijo al Magistrado Mikael Moreno, primer Vicepresidente del Tribunal Supremo de Justicia, Magistrado Presidente de la Sala de Casación Penal de la República Bolivariana de Venezuela, tiene fecha de culminación el día 05 de enero de 2017, tiempo antes de que emitiera su fallo contra el ciudadano Leopoldo López Mendoza y por eso el carácter exhortativo del texto es evidente. Muchas razones impidieron que esa carta fuese publicada en su momento, esencialmente ligadas a mi seguridad. Ahora el panorama no es distinto en ese sentido, pero sí es necesario que se evidencie lo que escribí en su momento, más allá del peligro que pueda correr yo, una vez publicado dicho documento. Sucede que en Venezuela, en los últimos tiempos, cualquiera puede ser detenido extrajudicialmente sin razón aparente, pues, bajo el argumento de “Traición a la Patria” todo se admite. Asumo que si eso llegar a suceder conmigo, hay toda una trayectoria y testimonios escritos por mí que, así como podrán ser usados en mi contra por el sistema judicial venezolano, también me resguardarán en tanto que, nada hay escrito por mí que no sea verdad y ella nos proscribe ante la historia ni ante cualquier tribunal internacional.

/Infobae

/gap