En medio de las negociaciones parlamentarias, ya comienzan a vislumbrarse algunos “duelos” interesantes. En junio del año pasado el coordinador del movimiento “Republicanos” y consejero de Chile Vamos, Julio Isamit, decía a La Segunda que iría de candidato a diputado por Santiago Centro en 2017, mismo lugar donde hoy es parlamentario Giorgio Jackson. Las comparaciones entre ambos se han hecho a menudo, y es que tienen una historia “similar”. Los dos han sido dirigentes estudiantiles (Isamit en la revolución Pingüina en 2006 cuando estudiaba en el Instituto Nacional y Jackson en 2011 siendo presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica), los dos estudiaron en la UC (Isamit es abogado y Jackson ingeniero comercial), y los dos quieren ocupar en el siguiente ciclo parlamentario los escaños del distrito que incluye la comuna de Santiago.

“Estoy muy interesado en ir en Santiago Centro, primero porque estudié en el Instituto Nacional, luego en la UC, pero también porque Chile Vamos necesita levantar una alternativa a las figuras del movimiento estudiantil que hoy están en el Congreso, que en el caso de Santiago es Giorgio Jackson”, dice Isamit a “El Líbero”.

Al interior de Chile Vamos comentan que si bien se conversó primero la posibilidad de que el ex institutano compitiera por Las Condes, la opción fue descartada por el movimiento”Republicanos”, dado que buscan una comuna donde puedan “competir de verdad” y “ampliar la coalición”, cosas que sólo serían posibles “en un distrito más grande y más diverso” como Santiago, que aparte de Santiago Centro incluye a las comunas de Providencia, Ñuñoa, Macul, San Joaquín y La Granja. A esto se suma que el distrito tiene la estampa de “emblemático”.

En aquella entrevista de junio también fue consultado sobre si era el Giorgio Jackson de la derecha, a lo que respondió: “tengo pelo y más guata… jajaja. Hablando en serio, con Giorgio estudiamos en la misma universidad y le tengo aprecio por lo que ha hecho para renovar la forma política, pero discrepo de sus planteamientos. Siempre se critica el conformismo intelectual de la centroderecha y poco a poco hay que dar la batalla”. También agregó que “lo importante es que tenemos que recuperar el gobierno, pero con proyectos. Tenemos que deshacer la reforma educacional”.

Pero Isamit ya está trabajando desde hace algún tiempo en su proyecto. Uno de los candidatos a concejal de Republicanos por la comuna de Santiago, y que finalmente resultó electo, fue Jorge Acosta, compañero del abogado en el Instituto Nacional y director ejecutivo de Res Pública, el centro de estudios ligado al movimiento. El abogado lo acompañó en su campaña, por lo que las salidas a terreno comenzaron hace un tiempo. Además, hoy es asesor en educación de la Municipalidad de Santiago. “El trabajo está en marcha”, dicen sus cercanos.

La “negociación” parlamentaria con Chile Vamos

Una de las preocupaciones de los partidos de la coalición de centro derecha es poder levantar candidaturas jóvenes. Y es por eso que se han sondeado nombres en los distintos movimientos que forman parte de Chile Vamos como Diego Schalper(Construye Sociedad), Vicente Alti (Socialcristianos) y ex dirigentes estudiantiles como Ricardo Sande, ex presidente de la Feuc.

Pero una de las limitaciones que se han presentado en las conversaciones es que los partidos, particularmente RN, habría manifestado la importancia de militar en la tienda. “No queremos nunca más diputados o senadores que ocupen nuestros cupos y que a la primera de corte emprendan un proyecto distinto”, dijo Cristián Monckeberg en el discurso del consejo general realizado en enero, aludiendo a las fugas de parlamentarios que han sufrido en los últimos años.

Lo cierto es que según cercanos a Isamit él no estaría dispuesto a dejar su condición de independiente y desde esa base va a negociar con los partidos. Hace algunos días dijo a El Mercurio sobre este tema: “Entiendo su experiencia, pero espero que entiendan que los partidos son distintos a los movimientos. Lo más importante es que la coalición reconozca el aporte de los independientes”.

Pero si no es en RN, en la UDI ven con buenos ojos la candidatura del ex dirigente estudiantil, ya que “es inteligente, preparado y encarna muy bien los valores del partido. Para la UDI sería un tremendo aporte contar con él”, dice una influyente fuente del gremialismo.

Desde Republicanos comentan a “El Líbero” que si bien el abogado se ha reunido con el timonel de RN Cristián Monckeberg y el secretario general, Mario Desbordes, también le interesa saber qué piensan en la UDI, así que en las primeras semanas de marzo tendría encuentros con la presidenta Jacqueline van Rysselberghe y otros líderes gremialistas.

En el movimiento sostienen que el plan B, en caso de no llegar a acuerdo con ninguna tienda, es juntar las firmas para participar como independiente.