San Marcos cortó el notable invicto de Unión La Calera y quedó con ventaja en la final de la Primera B. Los nortinos derrotaron al elenco cementero por 1-0 y se acercó a la definición de la promoción contra el peor equipo de la tabla de rendimiento de la Primera División.

En la primera etapa, el cuadro visitante tuvo la chance más claras en los pies de Rafael Viotti, quien no logró superar en el mano a mano a Nicolás Peranic. Para el local, un derechazo de Leonardo Olivera fue la opción que más inquietó a Claudio González, portero de los caleranos.

La Calera controló muy bien el ataque nortino en los primeros 45 minutos pero fue superado absolutamente en el complemento. Apenas arrancó la segunda parte, Matías Grandis estrelló en el palo el balón y cinco minutos más tarde Olivera falló en el área chica.

Cuando La Calera se había acomodado un poco más en el terreno, llegó el gol del local. Un solitario Olivera batió de cabeza a González y desató la locura de los hinchas en el Carlos Dittborn (71′). 

Víctor Rivero hizo modificaciones pero el marcador no se modificaría. De hecho, Olivera tuvo el segundo, pero no logró superar a González.

Al final, San Marcos logró un triunfo que lo deja con la primera opción de ganar el cupo para definir la promoción con el peor de la tabla de coeficiente de rendimiento de Primera División. La Calera, en tanto, buscará retomar su buen nivel y su imbatibilidad para seguir soñando con el regreso a la máxima categoría.

/gap