La edición de noviembre de la encuesta Criteria Research midió la intención de voto en los primeros 10 días tras la primera vuelta. Ante la pregunta “Si las elecciones fueran el próximo domingo, ¿por cuál de estos candidatos votarías?”, en el total de la muestra la diferencia entre los abanderados de la Nueva Mayoría y de Chile Vamos es marginal, ya que Sebastián Piñera marca un 47%, mientras que Alejandro Guillier llega al 45%, lo que está dentro del margen de error. Esta diferencia se amplía en la muestra del votante probable.

Transcurridas casi dos semanas desde la primera vuelta presidencial, las proyecciones electorales para el balotaje del 17 de diciembre se ven estrechas. Según la edición de noviembre de la encuesta Criteria Research, la intención de voto para esta elección marca una preferencia para el candidato de Chile Vamos, Sebastián Piñera. En la muestra total del sondeo, un 47% de los votantes se inclina por el candidato de la derecha y un 45% prefiere a Alejandro Guillier, mientras que un 8% señala que votará nulo, blanco o no votará. Desde Criteria, destacan que esta estrecha diferencia entre ambos abanderados se encuentra dentro del margen de error de la muestra.

Por otra parte, en el sondeo reducido al porcentaje de un 44% de votantes probables, el margen entre ambos candidatos se amplía. Piñera alcanza un 51%, mientras que Guillier llega a un 46%, en tanto que los votos nulos y blancos marcan un 3%.

De acuerdo a Criteria, “con todo, el escenario electoral parece abierto y competitivo, dependiendo su resultado del curso que tome la campaña en los próximos días, de cómo se definan los partidos políticos y movimientos que perdieron en la primera vuelta y, evidentemente, de la participación electoral”.

La encuesta fue realizada a través de un panel online, entre el 22 y 28 de noviembre, abarcando a hombres y mujeres de 18 o más años, de los niveles socioeconómicos ABCD, residentes de todo el país. La muestra total es de 1.595 casos, con un error muestral de 2,5%, y la muestra de votantes probables es de 702 casos, con un error muestral de 3,7%.

Respecto a la “preferencia” por el próximo Mandatario, y ante la pregunta con respuesta espontánea “¿Quién te gustaría que fuera el próximo Presidente de Chile?”, en el total de la muestra Piñera alcanza un 43%, Guillier llega al 30% y el ítem “otras respuestas” registra un 27%. Entre los 702 casos de votante probable, el candidato de Chile Vamos obtiene el 50% de las preferencia, el representante oficialista 39%, y la opción “ninguno”, un 11%.

En cuanto a la “percepción sobre el más probable” Jefe de Estado y frente a la consulta “¿Quién crees que será el próximo Presidente de Chile?”, la mayoría de los consultados marca preferencia por Piñera (50%), un 42% se inclina por el candidato de la Nueva Mayoría y un 11% no se define. Reducida a la muestra del votante probable, la distancia entre los candidatos se reduce a solo dos puntos porcentuales, quedando arriba el abanderado de derecha, con un 50%, y el candidato oficialista con un 48%. Esta pequeña diferencia se encuentra dentro del margen de error, por lo tanto, se podría establecer un empate virtual entre ambos.

Proyección pegada al balotaje del 19N

El socio fundador de Criteria Research, Cristián Valdivieso, destaca que los números del mes de noviembre arrojan la conclusión de que la segunda vuelta aún se encuentra abierta. Además, señala que la proyección recogida en esta medición está marcada por los resabios del 19N y el hecho de que todavía no despega la campaña en función de la segunda vuelta. “Aún no se ha desatado la campaña de segunda vuelta, no se han desarrollado los debates, ni los dirigentes y fuerzas políticas, como el Frente Amplio, han definido su voto”, apunta.

Remarca que en esta ocasión “se debió anticipar la encuesta, debido a la prohibición de publicar y realizar encuestas antes de 15 días de la elección. Esto lleva a observar más la segunda vuelta en función de los resabios de la primera, antes que despegue la campaña”.

Para Valdivieso, estos 10 días tras la primera vuelta, y sus resultados, han marcado una ideologización de la discusión presidencial. “Aparece un nuevo clivaje, que es el de los derechos sociales, ese contenido busca encarnarse en alguien, que hoy vuelve a encontrar una base en Alejandro Guillier”, puntualiza. El analista recalca que el electorado estaba sumido en las expectativas respecto a los cambios, “pero había mucho temor en cuanto a la gestión de las reformas, pero finalmente encontró”.

Esto no significa que la discusión respecto a la economía y sentido estatista del rol presidencial haya quedado a un lado, sino que le salió competencia al discurso levantado por Sebastián Piñera. Lo que refuerza el incierto panorama para segunda vuelta: “Está abierto hoy en día el panorama, esta encuesta mide casi el día después de la elección, el resabio de la elección, que parece que la segunda vuelta es competitiva”.

Por otra parte, enfatiza que la encuesta concluye que los atributos de estadistas son ligados a Piñera y “aún son más fuertes que para Guillier”. Agrega que al candidato de la Nueva Mayoría se lo identifica con atributos más blandos y con una respuesta y mejora para las problemáticas sociales.

Capitalización de las fuerzas

Uno de los temas más esenciales para esta segunda vuelta es la repartición de los votos del resto de los candidatos presidenciales, que quedaron fuera de la segunda vuelta. En este contexto, el 20% logrado por la candidata del Frente Amplio, Beatriz Sánchez, y su definición ante el balotaje, se ha tomado la agenda pública.

Valdivieso reconoce la dificultad de proyectar esta distribución de votos, pero encuesta Criteria genera una proyección sobre la base de la respuesta de los consultados. En este caso, la distribución de votos obtenidos por Sánchez se divide en un 77% para Alejandro Guillier y un 9% para Sebastián Piñera. En el caso del 8% obtenido por José Antonio Kast, un 75% se distribuye hacia el candidato de Chile Vamos y un 6% al abanderado de la Nueva Mayoría.

La votación de Carolina Goic, relevante a la hora de ver su dispersión de votantes como partido de centroizquierda, se divide en un 19% para Piñera y un 63% para Guillier. Finalmente, un resultado que llama la atención es el de Marco Enríquez-Ominami, el que se divide en un 42% para Sebastián Piñera y un 47% para Guillier. Cabe destacar que la diferencia para llegar a 100% en cada traspaso la constituyen votantes que se pierden o indecisos.

Por Macarena Segovia para elmostrador.cl

/psg