El comercio local está en alerta debido a una notaria baja de turistas argentinos, que han sido protagonistas de las compras en los últimos años.

Según aseguran los vendedores de computación y tecnología de distintas tiendas departamentales del centro comercial Costanera Center y otros malls, están consumiendo hasta un 50% menos que en el mismo período de 2016.

Detallan que si en un día de semana de diciembre del año pasado no se podía caminar, debido a la cantidad de compradores argentinos que acarreaban desde celulares hasta televisores con alta tecnología, hoy el menor flujo de estos visitantes trasandinos podría repercutir directamente en sus sueldos, considerando los bonos que reciben por concepto de ventas.

El menor interés de los turistas trasandinos por realizar compras en Chile tendría directa relación con que este año en Argentina se eliminó el impuesto para la importación de distintos productos tecnológicos, reduciéndose así considerablemente la brecha que antes existía en los precios de artículos como computadores y tablets entre ambos países.

/gap