El candidato presidencial de Chile Vamos, Sebastián Piñera, se alzó como triunfador de la segunda vuelta de este domingo, al conseguir poco más del 54,51% de los votos, contra 45,49% del abanderado de la Nueva Mayoría, Alejandro Guillier, tras el escrutinio del 82,17% de las mesas a nivel nacional por parte del Servicio Electoral (Servel).

El resultado de casi nueve puntos de diferencia tomó por sorpresa al comando del ex mandatario, que esperaba un resultado mucho más estrecho.

“Esperabamos una diferencia entre dos y tres puntos”, reconoció el jefe politico de la campaña, Andrés Chadwick, quien indicó que “a veces los ambientes engañan”.

Esta tarde, los adherentes de Piñera desbordaban algarabía reunidos en el Hotel Crowne Plaza, hasta donde se esperaba que llegara el presidente electo, en contraste con las caras largas del comando de Guillier en el Hotel Plaza San Francisco, y también en el salón Montt Varas de la Moneda, donde los resultados fueron seguidos por ministros, subsecretarios y otras autoridades de gobierno. Y también por la Presidenta Michelle Bachelet.

En tanto, el senador de RN Manuel José Ossandón declinó arrogarse los créditos del triunfo de Piñera en la elección, aunque igualmente destacó la campaña que se realizó en Puente Alto.

“Hicimos una campaña que se concentró sin ninguna foto, nada del candidato. Erauna foto mía con las razones por qué yo le planteaba a la gente que confiaran en mi que con Piñera íbamos a vivir mejor. Para mí la garantía de que él se comprometiera con que íbamos a tener gratuidad para el 90% (…) la ley de pesca y las cinco banderas que tomamos, eso nos ayudó mucho”, sostuvo

Por su parte el ex ministro del Interior, Rodrigo Hinzpeter reconoció que el resultado  “me pone muy contento, porque creo que de verdad es el camino correcto. Durante mucho tiempo en esta campaña se discutieron cosas muy importantes y creo que se ha tomado una decisión”, dijo.

Editorial del portal El Mostrador

/gap