Tras cuatro horas de reunión en Singapur, el líder norcoreano Kim Jong-Un y el presidente de Estados Unidos Donald Trump firmaron un esperado acuerdo de cuatro puntos en donde se establece el compromiso de Corea del Norte para desnuclearizar la península y también para que ambos países unan fuerzas para construir un régimen estable de paz en Norcorea.

La llegada a Singapur del líder norcoreano fue todo un hito, y así lo reportó The Washington Post, quien hizo notar que además de todo su equipo político y militar cercano, Kim trajo consigo su inodoro personal.

Según ya había reportado el medio Daily NK hace un par de años, esta es una costumbre ya establecida de Kim, quien nunca deja su baño personal, y cuando se va de viaje lleva consigo múltiples baños para usar. Entre ellos además, se encuentra una “cámara de emergencia” instalada en su Mercedes, además de un automóvil especialmente acondicionado como baño cuando se traslada en caravana.

Además de esto, si es necesario también existe un móvil todoterreno diseñado para la montaña y la nieve que puede unirse a la caravana si Kim Jon-Un requiere ir al baño mientras se encuentra de viaje en áreas más rurales de la península.

Según se indica, debido a que la sociedad norcoreana cree que la línea de los Kim está asociada a Dios, es impensable que utilice un baño público con otras personas, y si alguien llegara a ocupar el baño del líder, sería severamente castigado, incluso con la muerte.

“En vez de usar un baño público, el líder de Corea del Norte tiene un baño personal que lo sigue mientras viaja”, indicó recientemente Lee Yun-keol, quien trabajó en la unidad del Comando de Guardia de Corea del Norte antes de ir a Corea del Sur el 2005, al Washington Post

La razón de esta aparente excentricidad, sin embargo, tendría más que ver con su seguridad.

“Las excreciones del líder contienen información acerca de su estado de salud, así que no pueden ser dejadas atrás”, agregó Lee.

Las heces pueden ofrecer un sinfín de detalles acerca de las personas, desde su alimentación y estado físico, hasta si toma medicamentos o si absorbe de manera normal los nutrientes de la comida. Efectivamente, si alguien llegara a obtener una muestra de las heces de Kim Jong-Un podría realizar una radiografía de su estado de salud y si tiene alguna enfermedad

/gap