Cristián Riquelme y su esposa se encontraron en México con un peligroso narcotraficante con el que no solo entraron en amena conversación, sin saber, en un principio, a que se dedicaba el hombre. Luego el tipo los dejó helados con detalles de su “profesión”.

El actor de teleseries como Aquí Mando Yo o Tranquilo Papá, visitó Mentiras Verdaderas. Allí se refirió al espacio De Alaska a Patagonia, centrado en el extenso viaje por América que realizó junto a su esposa. Y fue en este contexto que desclasificó su historia con el narco:

Cristián Riquelme: “En un momento no voy a surfear, porque la mar estaba mal, y me quedo. Empezamos a conversar. De repente ‘¿y ustedes a qué se dedican?’, y ahí viene un silencio. ‘Nada, nosotros tenemos una pequeña empresa de transporte’. ‘¿Transporte de qué?’. ‘Transportamos cosas’. Ahí se mira con el otro y se ríen.

“Yo cacho algo, como que te dicen en la oreja ‘¡para! No sigas preguntando’. Y la Claudia (su esposa), que es metete, va y le dice ‘¿pero qué transportes?’. El tipo responde ‘nosotros mandamos cosas para allá, para Estados Unidos’.

“Ahí entramos en juicio, que estábamos frente a un narco. Entonces me queda mirando y yo no encuentro nada mejor que decirle ‘¿cómo lo hacen ustedes los carteles chicos para competir contra los carteles grandes?’”.

Ignacio Franzani: “O sea, en ese escenario de confianza, en un lugar aislado, perdido, tú dijiste ‘ya estamos en esta’. Como que empezaste a reportear”

Riquelme: “’¿Y cómo lo hacen ustedes para competir con un cartel grande?’. ‘No, nosotros no somos un cartel chico, es un cartel grande’. Me menciona el cartel, no lo voy a decir, pero me dice ‘un cartel de tanto’. Viene un silencio sepulcral, donde todo el mundo se torna blanco y negro y te das cuenta que estás frente a alguien malo.

“El tipo era un encanto, pero nos entregó información, y frente a esa información, la Claudia, que es mucho más relajada, dice ‘bueno, pero a nosotros no nos va a pasar nada, si Cristián es karateca’” (risas)

Riquelme: “¡Qué hermoso! El tipo ¿sabes lo que dice? ‘Aquí en México no te va a pasar nada. Si saco una pistola y tu karate ya queda ahí’. Todo esto dentro de una conversación simpática, pero yo me empecé a poner nervioso”

Franzani: “Porque esta simpatía está revelando un secreto bien guardado. A todo esto, ¿el tipo te confidenció por qué demonios estaba como en este retiro?”

Riquelme: “Ahí viene la pregunta. La Claudia le dice ‘¿por qué estás acá entonces?’, porque este era un cartel de más arriba. ‘Lo que pasa es que estoy con encargo’”

Franzani: “¿Qué significa eso?”

Riquelme: “Que lo estaban buscando, porque se había mandado un pastelazo allá. Entonces estaba haciendo esta pega de ir y volver” -EL VIDEO ACÁ EN EL MINUTO 6-.

/gap