En el mundo moderno debido a todas las facilidades que se tienen, ya no es tan necesario hacer uso permanente de nuestra memoria. Existen recordatorios para enviar e-mails, para comer, para que no olvides felicitar a tu amigo por su cumpleaños y más. Básicamente tenemos la información en bandeja de plata y mucha gente no cree necesario ejercitar sus neuronas porque sabe que puede encontrar la información que desea a un clic de distancia.

De todas maneras, nuestro cuerpo sigue siendo materia orgánica y nuestras células necesitan estar en constante renovación para que todo esté sano y en orden. Las personas con buena autoestima se preocupan de su salud y están claros que los cuidados al cuerpo se agradecen durante toda la vida. Mientras que aquellos que no le dan la importancia necesaria tienen más probabilidades de sufrir complicaciones. Los cuidados empiezan con el amor propio.

Nuestro cerebro es uno de los órganos más importantes, de ahí provienen nuestros pensamientos y las órdenes de movilidad y funcionamiento al resto del cuerpo, por eso es bueno alimentarlo con productos de calidad y tomar precauciones extra para poder usarlo a cabalidad durante la mayor cantidad de tiempo posible.

A continuación, encontrarás 6 alimentos que son excelentes para mantener la buena salud de nuestro cerebro y que esto se vea reflejado en nuestra agilidad mental y memoria:

– Pescados azules: el omega 3 y otros ácidos grasos esenciales son, como su nombre lo indica esenciales para que el organismo se mantenga sano. Cuando hay déficit de estos nutrientes el cuerpo puede presentar síntomas como problemas del corazón, piel seca, en embarazadas el nacimiento prematuro del bebé, entre otros.

Cuando se consume omega 3 y 6 en las cantidades recomendadas, estarás previniendo enfermedades cardiovasculares, así como patologías degenerativas del cerebro: demencia senil y alzhéimer.

Puedes encontrar estos ácidos grasos en los pescados azules (sardinas, atún, arenque) y también en las aceitunas, mariscos, nueces, semillas de girasol, aceite de oliva, aceite de hígado de bacalao, y más.

– Brócoli: uno de los vegetales más saludables que nos brinda la naturaleza también tiene entre sus beneficios la gran cantidad de vitamina K que posee, lo que influye positivamente en la función cerebral.

– Aguacate: no en vano es considerado un súper alimento. Sus propiedades lo hacen excelente para mantener la buena salud del cerebro porque al consumir aguacate le brindamos una buena dosis de energía extra. Además, contiene fibra, potasio, ácidos grasos esenciales y carece de colesterol. Una pequeña porción de aguacate a diario hace muy bien su trabajo.

– Tomate: esta fruta no es roja por casualidad. Su color se lo brinda una sustancia llamada licopeno, que además es un poderoso antioxidante. Dicho en otras palabras, su consumo previene la degeneración de las células cerebrales (la causa el Alzheimer).

– Frutos rojos: las frutas como ciruela, fresa, frambuesa, cerezas y especialmente los arándanos también son excelentes alimentos para el cerebro. Como contienen gran cantidad de antioxidantes todo el cuerpo se puede beneficiar de su lucha contra los radicales libres que no solo degeneran los órganos internos, sino la piel.

– Quinoa: este y otros granos enteros alimentan y aportan un bajo índice glicémico, lo que significa que al consumirlos mantenemos la energía alta por más tiempo, facilitando los reflejos en el cerebro (haciéndonos reaccionar más rápido). Esto ocurre porque ellos van liberando de manera paulatina el azúcar en la sangre. Otros alimentos que cumplen con estas características son el arroz y pasta integrales, el salvado de trigo, entre otros.

Aparte de alimentarte muy bien, debes mantenerte consciente de que son tus cuidados los que influirán en tu salud presente y futura (incluso más que la genética) por lo que debes crear hábitos que repercutan positivamente en tu organismo.

Otras maneras de cuidar tu cerebro y mantenerte ágil mentalmente es realizando actividades que lo reten. Algunas de ellas pueden ser:

 Memoriza textos, poemas o canciones que te agraden.
 Resuelve crucigramas.
 Si prefieres los números, los sudokus también son una buena opción para mantener la mente activa.
 Crear y resolver sopas de letras favorece la función cerebral.
 Arma rompecabezas
 Aprende cosas nuevas
 Usa tu memoria, no recurras siempre a la calculadora o directorio telefónico.

/psg