ANTES de asumir como parlamentarios en el Congreso, los diputados y senadores que comenzarán sus funciones en marzo de este año recibirán un comunicado del nuevo movimiento de José Antonio Kast. “(Les vamos a decir) que esperamos no encontrar a ningún pariente directo en algún cargo de confianza de la administración pública”, explica Kast. “Si quieren entrar, que concursen”, agrega.

La lucha contra el nepotismo y el “apitutamiento” será uno de las principales banderas del organismo que prepara el ex candidato presidencial independiente.

“Aquí no se la van a llevar gratis”, advierte Kast.

 

Su denuncia se enfoca en el gobierno saliente, quienes, asegura, están buscando mantener en sus cargos a varios de sus operadores políticos. “Nosotros queremos ir por todos los servicios mostrando quiénes eran los apitutados y ahora son los apernados”, dice para después aclarar, que si la situación se repite en el gobierno de Sebastián Piñera, también será crítico.

“Esto es transversal. Nosotros estamos en contra del nepotismo, del apitutamiento y de los operadores políticos”, explica.

Lanzamiento será en abril

En una oficina en un edificio de calle Moneda, Kast y un grupo de cerca de 6 personas comienzan la instalación de la sede del movimiento que todavía no tiene nombre.

“Abril es la fecha”, anuncia el diputado sobre el lanzamiento oficial de la nueva institución.

“Febrero es de reorganización, de actualización de base de datos, de comunicación interna y marzo ya empieza un trabajo más programático”, especifica.

Hace más de una semana el diputado subió un video en su cuenta de Facebook en el que invita a sus seguidores a inscribirse en el movimiento completando una ficha en un sitio web. En el registro se debe poner nombre, RUT, dirección, sector laboral, lugar de estudio e interés. En una semana se inscribieron 4 mil personas.

“Es una identificación completa de la persona y eso muestra un grado de confianza bastante alto en lo que estamos haciendo”, comenta Kast.

Pese a que aún no han realizado una revisión del perfil de los adherentes al proyecto, el diputado asegura que ha percibido mucho interés por parte de jóvenes.

“Hay un movimiento importante hoy día de jóvenes, que ya no se compran el discurso de la izquierda ideológica. Se empiezan a dar cuenta que el concepto de la igualdad no es el correcto y que tenemos que hablar de justicia”, explica.

Para acercarse a ese público, en la sede del organismo, dejarán un espacio para que los adherentes puedan realizar streamings y mantendrán constantes publicaciones de podcast y videos de Youtube.

Lineamientos del organismo

“En gran medida el movimiento es una continuación de lo que fue la campaña presidencial”, explica Kast sobre lo que será su proyecto político.

“Hicimos planteamientos muy claros basados en el sentido común, en la naturaleza del ser humano y ahí defendimos el concepto de la vida desde la concepción hasta la muerte natural, la libertad de las personas, combatimos la ideología de izquierda que cree que el Estado está por sobre las personas”, especifica.

Las mismas ideas que lo llevaron a lograr un 7,9% de los votos en la primera vuelta, son las que seguirá proponiendo con su movimiento político social. Asegura que el gran triunfo de su campaña presidencial fue lograr que esos planteamientos se asentaran.

“Nosotros sabíamos que era casi imposible ganar. Pero sí ganamos, porque instalamos las ideas. Muchos de los debates se daban en torno a los temas que nosotros planteábamos”, defiende.

Pero además de ideas, el proyecto busca armar un “movimiento de acciones”, sin “eufemismos”.

Y son cuatro las actividades en las que se enfocarán.

Primero, la manifestación contra el nepotismo. Segundo, el trabajo para llevar la democracia a las universidades.

“Vemos universidades donde participa 30% de los alumnos y tienen federación. Y el 70% no dice nada, porque no están dispuestos a ir a las asambleas a votar lo que ahí se plantea”, asegura.

“Esto consiste en instalar el voto democrático en las universidades -algo que ya no existe- y hacer un observatorio electoral estudiantil. Con todos los dirigentes nacionales, estatutos de todas las federaciones, con las fechas de las elecciones para que no las vayan cambiando arbitrariamente”, agrega.

Además, tendrán un área de formación que implementará charlas y seminarios tanto presenciales como a través de transmisiones en línea.

Por último, desarrollarán una área de publicación de ideas que aterrice las ideas que plantean los centros de estudios.

Jornada nacional en marzo

El sábado 3 de marzo será el primer encuentro de los adherentes de Kast. Se realizará una jornada nacional dividida en cada región del país, a la que se espera asistan entre 10 a 100 personas por sede.

El resto del tiempo, la comunicación con los seguidores a lo largo del país, se realizará a través de las redes sociales.

¿Cómo se financiará el proyecto? Se espera lograrlo con aportes pequeños de los adherentes. Se fijó un monto mínimo mensual de 1.000 pesos y un monto máximo de 50 mil pesos, que Kast está solicitando a través de mensajes en las redes sociales para potenciar el proyecto.

/gap