Meghan Leopard es una bella modelo nacida el 4 de noviembre de 1994 en Toronto, Ontario, Canadá.

Como su nombre sugiere, Meghan Leopard es un poco salvaje. Pequeña de estatura, con cabello largo y oscuro, tiene un tatuaje estampado de leopardo en la cadera, por no mencionar cierta sensualidad felina. “Crecí en Whitby, un pequeño pueblo en las afueras de Toronto”, dice Meghan.

Meghan es natural frente a la cámara y le da crédito a su espíritu animal por su sentido de confianza corporal. “Si yo fuera un animal, definitivamente sería un leopardo”, afirma.

Cuando no está modelando, a Meghan le gusta mantenerse en forma, y ​​usa las artes marciales mixtas para tener su figura bajo control. “Mi mejor recurso es lo que más me felicitan, mi trasero”, asegura. ¡MMA me ayudó a construir un gran trasero! De eso no hay dudas…

¡Disfrute!

/psg