Mariana Aylwin está molesta, le negaron la entrada a Cuba, por querer participar en un acto con motivo de conmemorar el gobierno de su  padre, el ex-presidente Patricio Aylwin. La excusa de la dictadura Castrista, era que el acto no se efectuaría, ya que se trataba de un acto de la disidencia. En Cuba, no se permite pensar diferente al gobierno.

Lamentablemente, esto no tuvo un rechazo transversal, hubo diversas reacciones, algunas muy tibias como los de Guillier y otros más enérgicos como los del Presidente Piñera, que dijo que en Cuba no se respeta la libertad, democracia y derechos humanos. Jorge Tarud, una vez más estuvo a la altura condenando el actuar de la dictadura de Raúl Castro. El gobierno demostró “malestar”, pero ya sabemos que mucho no podemos esperar de este gobierno.

La democracia y libertad, deben ser principios que se defiendan con toda la fuerza en nuestro país y en cualquier régimen democrático, no se puede ser dubitativo en estos temas.

Pero estaban ellos, el partido comunista, una vergüenza nacional, quienes en vez de repudiar el actuar de la dictadura de Castro, culparon a Mariana Aylwin de provocación.” Que es tan idiota como matar al mensajero, por dar una mala noticia.”

Ya la estupidez, totalitarismo y doble estándar de este partido, no merece su existencia, menos aún ser parte de una coalición de gobierno. No aporta a la democracia, por lo contrario, la dificulta. Además  empobrece el debate público con reformas ineptas, retrógradas y cuyo único fin es aumentar el resentimiento social, polarizando a la sociedad. Además, de tener entre sus filas mayoritariamente ineptos y resentidos sociales, que jamás han contribuido al desarrollo de Chile.

Ellos alaban a dictadores como la de Raúl Castro y Nicolás Maduro. Ambos tienen a sus países sumidos en la miseria, pero son ejemplos de la sociedad que ellos quieren. Vayan a vivir a Cuba o Venezuela, es el único paraíso donde nadie quiere vivir.

Es muy importante tomar definiciones políticas y el gobierno debe decidir si es demócrata o totalitario, y por el principio de no contradicción o es demócrata o totalitario, pero no puede ser las dos cosas al mismo tiempo. Y si es demócrata, debe expulsar al partido comunista de la Nueva Mayoría.

Los hechos hablan por sí mismos, el partido comunista no tiene la convocatoria, para de manera legal ser partido político y refichar a sus partidarios. Dudo que lleguen a los 17.500 requeridos por ley.

Es importante analizar el contexto mundial, ya que los países de primer orden han dado un claro giro a la derecha, Estados Unidos, Alemania, Francia, Rusia e Israel son algunos ejemplos.

En América Latina, vamos en dirección contraria a las potencias, Venezuela, Bolivia, Ecuador y Cuba son algunos ejemplos del deterioro económico y social de estos países. Argentina rectifico con Macri y Perú también, Chile al parecer estaría reaccionando el próximo presidente seria Sebastián Piñera. 

 

Jose Francisco Cuevas Vila

Ingeniero Comercial UNAB

Magister en Economía UNAB-IEDE

C Master en Economía Política SMC

/gap