Ante la falta de acuerdo entre las clínicas privadas de Perú en las negociaciones sobre las tarifas que se aplicarán a pacientes con COVID-19 para que ingresen a sus Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), este miércoles el presidente Martín Vizcarra dio un ultimátum a las clínicas: si en 48 no llegan a un acuerdo, serán expropiadas.

El mandatario, durante una conferencia en el Palacio de Gobierno, sostuvo que ya hubo varias reuniones entre el sector sanitario público y privado. No obstante, hasta la fecha no ha habido un acuerdo entre las partes.

“La tarifa propuesta por el Gobierno, que es razonable, no satisface a las clínicas privadas (…) No podemos esperar indefinidamente. Vamos a esperar 48 horas para que lleguen a un acuerdo. De no ser el caso, pensando en la salud, en la vida, y pensando en el artículo número 1 de la Constitución, invocaremos al artículo 70 de la Constitución”, anunció Vizcarra.

/gap