Johnny Herrera demostró su nivel en este nuevo partido de La Roja, pese a haber recibido un tanto. Le tocó reemplazar a Claudio Bravo, quien se quedó al margen del debut de la era Rueda por cuenta propia. El portero azul se refirió al nivel de Suecia, y pese a la frustración del gol que recibió, se mostró conforme con el inicio de este nuevo ciclo de la selección.

Le ganamos a un equipo que clasificó al Mundial y que eliminó a una potencia como Italia, hay mucha expectativa, feliz por el comienzo (…) Te frustras cuando te hacen un gol y te llegan tan pocas veces, pero estoy tranquilo”, comentó a Fox Sports.

/gap