Luego de estar casi dos meses fuera de las canchas por un desgarro, Francisco Arancibia volvió a disputar minutos por Universidad de Chile, en el amistoso del sábado ante River Plate.

En su retorno, el delantero evaluó de forma positiva su retorno. “Me sentí bastante bien, liviano porque hace tiempo que no jugaba un partido así por el tema de la lesión.Tengo muchas cosas que mejorar, siempre hay algunos aspectos que corregir, sobretodo en la parte física, ya que necesito un poco más de fútbol por venir de una lesión”, expresó.

En ese sentido, el joven atacante azul espera tener una oportunidad de jugar en el apretado calendario que tendrá la Universidad de Chile en el mes de abril. “Hay un plantel muy grande y nadie tiene la citación asegurada. Se vienen hartos partidos y si llega una oportunidad, tengo que aprovecharla”, sostuvo.

El próximo rival de los azules por el torneo nacional será Audax Italiano, a quien enfrentarán en La Florida este viernes. “Todos los partidos que juguemos son importantes, y este con Audax será un lindo duelo por esa opción de alcanzar la punta. Son muchos partidos y no sabemos si todos pueden aguantar la seguidilla, siempre hay que estar preparados, porque al ser tantos alguno te va a tener que tocar”, indicó.

Por último, también se refirió a lo complicado que es jugar en el césped sintético del Estadio Bicentenario de La Florida, que será reinaugurado en este encuentro. “No es un campo fácil, pero eso hay que dejarlo en segundo plano. Hay que adaptarse y ganar sí o sí”, cerró.

Por Ignacio Soto Bascuñán