Semana Santa es una de las fechas religiosas más importante a nivel mundial. Además del fervor, la pasión y resurección de Cristo ha dado pie a un sin fin de celebraciones excéntricas y populares en diferentes puntos del planeta.

A continuación un repaso por algunas de ellas:

Los tamales de iguana son un platillo ancestral de Juchitán, en el sureño estado mexicano de Oaxaca, y muy típico del menú de Semana Santa, durante la que se consumen al día unos 500 ejemplares.

En esta época del año, estos animales están desovando, por eso es un buen momento para la preparación de los tradicionales tamales, que se elaboran con masa de maíz, salsa o mole elaborado con semilla de calabaza, carne y huevos de iguana.

“Se consumen aproximadamente unas 500 iguanas diarias en el mercado durante esta Semana Santa”, explicó Juan Celis, encargado del iguanario del Foro Ecológico Juchiteco, una organización que trabaja para preservar la especie.

El punto culminante del festín cuaresmal tiene su punto de partida en el Domingo de Ramos, cuando los habitantes de Juchitán visitan los panteones para limpiar las tumbas de sus ancestros y comer con ellos estos tamales de iguana.

Filipinas: Penitencia de sangre a golpe de látigo 

Miles de penitentes se flagelan la espalda hasta dejarla en carne viva y arrastran enormes cruces de madera durante millas para redimir sus pecados en el Jueves Santo filipino, famoso por sus ritos sangrientos.

En la provincia de Pampanga, al norte de Manila, devotos de todas las edades caminan descalzos cada año por las calles durante millas hasta la histórica Catedral de San Fernando, construida a mediados del siglo XVIII durante la época de la colonización española.

A lo largo de la travesía muchos de los penitentes se azotan con látigos, abriendo además incisiones con cuchillas para que la sangre refrescara sus espaldas en carne viva hasta llegar a la basílica, donde adultos y niños del público les propinaron unos últimos golpes.

España: La Semana Santa de las cofradías y las hermandades

La Semana Santa en España se celebra con la salida a la calle de manifestaciones de fe, llamadas procesiones, habitualmente organizadas por una cofradía.

En cada procesión de Semana Santa pueden figurar una o varias hermandades, cada una con su paso o sus pasos, que suelen ser imágenes religiosas de la Pasión de Cristo, o imágenes marianas, aunque hay excepciones como los pasos alegóricos o los de santos. También figuran los penitentes o nazarenos con sus correspondientes insignias.

Perú: Recorriendo los últimos días de Jesús

El Domingo de Ramos, sale el Cristo en un burro, las llamas llevan retama seca que será quemada el Domingo de resurrección. El Lunes sale la procesión el Señor del huerto, el martes el Señor de la Sentencia, miércoles se representa el encuentro entre Cristo, su madre y María Magdalena y el jueves se visitan las iglesias.

El viernes Santo la procesión del santo Selpulcro y el sábado de gloria, es la pascua y se celebra la festividad en todo su esplendor.

La feria llega a su máximo en el Cerrito de Acuchimay.Domingo de Resurrección, la procesión más importante. Llevan al Cristo en andas, iluminado por velas y se quema la retama. Mientras la gente baila y canta alrededor en la plaza. Además uno de los platos más celebrados es la patasca o patashca (caldo con maíz y trigo).

El Salvador: Los Talgucines, diablos enmascarados que limpian los pecados

Se trata de los “Talgucines”, son parte de una antigua tradición de Semana Santa en Texistepeque, El Salvador. Durante los festejos, los “Talgucines” arremeten contra los fieles católicos para limpiar sus pecados.

Además de los diablos enmascarados, en las celebraciones también participan personas disfrazadas de sacerdotes en Texistepeque, El Salvador.

Ecuador: Los “cucuruchos” recorren la ciudad

En este país son muy conocidos los personajes llamados “cucuruchos”. Se trata de penitentes que usan túnicas púrpuras, llevan capirotes para tapar sus cabezas y rostros, caminan descalzos y algunos llevan bastones. La vestimenta haces alusión al atuendo que utilizaban los condenados por la Inquisición española a partir del siglo XIV.

El atuendo también era utilizado como reconocimiento y arrepentimiento pública de un pecado. Los cucuruchos tienen la misión de escoltar la procesión de Viernes Santo durante todo su recorrido. Vestir con la túnica y el capirote es voluntario, pero se dice que quienes lo hacen buscar perdón divino. En Ecuador un 80% de la población practica el catolicismo.

Finlandia: Hogueras para quemar a los espíritus malignos

Los finlandeses creen que los espíritus malignos pasean libres el sábado antes de Semana Santa, es por eso por lo que encienden hogueras y se disfrazan de brujas, cuando también se celebran ceremonias religiosas muy concurridas para prepararse para la conmemoración de la Resurrección.

Hungría: Mojan con agua a las mujeres 

La Pascua es una fiesta muy especial en Hungría. Varias tradiciones bastante curiosas siguen practicándose al día de hoy. Como primer dato, los húngaros celebran la Pascua el día lunes posterior al Domingo de Pascua tradicional.

La tradición más conocida es el Locsolkodás, que consiste ni más ni menos que en mojar con agua a las mujeres. Generalmente en los pueblos, aunque también en las ciudades (cada vez menos), grupos de chicos armados con jarras de agua, botellas, cubos o sifones van a visitar a las chicas jóvenes a sus casas, y cuando abren la puerta,las mojan. También pueden hacerlo si las encuentran por la calle.

Alemania: Arte en los huevos de Pascua

Los huevitos de Pascua son tradicionales en varios lugares. Al sureste de Berlín, en Schleife, una minoría eslava conserva una antigua tradición serbia de pintarlos a mano, con ayuda de plumas y cera.