Group of cats and dogs

Las mascotas están jugando un rol cada vez más importante en la vida de los chilenos. Según recientes estudios, el 50% de los hogares de Santiago tiene al menos una mascota y, de este total, el 98% lo considera como parte importante del núcleo familiar. De hecho, por cada cinco habitantes existe un perro, el animal preferido de los niños, seguido por los gatos.

Junto a este crecimiento, existen más de 2 mil clínicas veterinarias a nivel nacional. No obstante, hay una falta de capacitación o especialización de los profesionales de estos centros. El número de veterinarios especializados es muy bajo, mientras la cantidad de diplomados es insuficiente para la demanda. Así, lo que prima es una calificación que surge de la práctica (no de un título) o, algunos casos, de postítulos logrados fuera de Chile.

 

Ante este escenario, la Universidad Pedro de Valdivia (UPV) creó dos innovadores diplomados para completar la capacitación de los veterinarios: Diplomado en Medicina de Emergencias y Cuidados Intensivos en Pequeños Animales y Diplomado Cirugía-Anestesiología-Cuidados Intensivos en Animales Menores; los que comenzarán a dictarse en abril de este año.

 

“La institución tiene como compromiso poner en marcha todos los mecanismos necesarios para favorecer el desarrollo de la Profesión Médico Veterinaria. Es por eso que creemos fehacientemente en la necesidad de una educación continua que favorezca el perfeccionamiento entregando las herramientas necesarias para que pueda desarrollar atenciones clínicas especializadas para nuestras mascotas”. Subrayó el veterinario Felipe Venegas, docente de la UPV.

 

Agregó que con la emergencia de los incendios “se visibilizó la importancia de la especialización en medicina veterinaria para un manejo en pacientes críticos, tanto en quemaduras de piel como de vías aéreas que requieren de una infraestructura adecuada y personal capacitados”.

 

En comparación con otros países, añadió, que estamos muy atrasados, porque la anestesiología, y la medicina con cuidados intensivos, es algo que se encuentra instaurado en las clínicas veterinarias. “Creo que la gran limitante de nuestro país es que son muy pocas las clínicas veterinarias y centros veterinarios equipados con la infraestructura y equipos adecuados para recibir pacientes que requieran de cuidados intensivos, así como el personal capacitado en esta área”.

 

Los nuevos diplomados se impartirán por primera vez en las sedes de Santiago y  La Serena desde el próximo 17 de abril.Dirige tus consultas a los correos cecheverriaj@upv.cl y fvenegas@upv.cl

/gap