El Barça irá a Italia con un buen botín, tres goles de ventaja, pero con una puerta abierta a la remontada de la Roma gracias a un gol de Dzeko fruto de una reacción de los transalpinos en la segunda mitad. Un gol, que da un atisbo de vida al conjunto ‘giallorosso’, pero que fue insuficiente ante los cuatro goles del Barça: dos autogoles más sendos tantos de Piqué y Luis Suárez, pese a un partido con momentos de agobio en el que el conjunto de Valverde fue más eficaz que brillante.

Al Barça le tocó sufrir, con momentos de taquicardia provocados por frivolidades de Umtiti o Ter Stegen ante la presión alta romanista, pero tuvo la fortuna de cara en los momentos cruciales. No jugó un partido brillante, con Messi dando la sensación de estar agotado, pero sacó oficio y tuvo enfrente a una Roma que cometió demasiados errores individuales para sacar algo en el Camp Nou. El gol que logró es el premio a su buena actitud, pero da la sensación de que será insuficiente.

Que el Barça no anda sobrado de fuerzas lo demuestra el hecho de que Valverde cambió tres de sus cuatro centrocampistas en el tramo final del choque: Sergio BusquetsIniesta y Sergi Roberto. Pero el técnico volvió a acertar con los cambios y Denis Suárez, relevo de Iniesta, jugó como enSevilla diez minutos de mucha calidad y generó la jugada del cuarto gol, el que noqueaba a la Roma.

El Barça marcó los dos primeros goles de rebote. O mejor dicho, con dos tantos en propia puerta, de De Rossi y Manolas. Costaba, costaba y costaba llegar con fluidez al área de la Roma y, cuando el conjunto azulgrana lo lograba, ahí estaba el meta Allison, que detuvo un chut seco de Messi desde fuera del área y rechazó un remate cruzado de Luis Suárez.

También hubo un disparo al palo (otro más) de Rakitic, de largo el mejor azulgrana, pero el dominio de los de Valverde no era fluido. El técnico extremeño apostó con un 4-4-2 con sorpresa. No jugó Dembélé, pero tampoco su supesta alternativa, Paulinho, reservado para reemplazar a Busi a la hora de partido, ni André Gomes, bastante frecuente por la banda derecha en partidos grandes. Valverde confió en Semedo, adelantando a Sergi Roberto, con el objeto de que Kolarov tuviese algo más de que preocuparse que subir la banda.

Messi encontraba mucha gente por el centro y perdía balones, con contras italianas que encontraban la respuesta disciplinada de los defensas del Barça en el repliegue. Las ocasiones, escasas, eran azulgrana. La Roma empezó apretando fuerte arriba, por sorpresa, con una estrategia que buscaba sorprender a Alba y Semedo por los laterales. Semedo, de hecho, ganó varios sprints a Dzeko en contras de la Roma, que pidieron penalti en uno de esos mano a mano. Igual que uno de Messi con Fazio.

Dominio azulgrana

Pero la vocación atacante de la Roma duró poco. Y el Barça dominó. En un tuya-mía entre Messi e IniestaDe Rossi, que más que mediapunta era un tercer mediocentro, impulsó el balón a su propia portería al intentar rechazar. 1-0 y a la caseta. Lo más difícil estaba hecho, aunque la Roma perdonó doblemente en la reanudación: Perotti y Florenzi, en este caso tras una imprudencia de Umtiti, tuvieron dos ocasiones clarísimas anteTer Stegen que desperdiciaron.

Y, casi a continuación, Umtiti precisamente remató y forzó un nuevo autogol, esta vez de Manolas, tras un centro de Rakitic. En plena fase de desconcierto romanista, Piqué marcó el tercero al completar una contra dirigida por Messi con remate de Luis Suárez.

Reacción italiana

La Roma movió banquillo en busca de un gol que mantuviese con vida la eliminatoria, pero el Barça sufrió poco hasta una doble intervención de Ter Stegen. La primera, tras corregir una mega-cantada de él mismo driblando en el área. Se lanzó a tiempo de detener el disparo de Defrel. Casi a continuación, después de una ocasión de Suárez con parada de Allison, Ter Stegen rechazó un chut de Perotti. El gol romano llegó, finalmente, en un gran centro desde la izquierda de Perotti con remate de Dzeko a gol pese a la oposición de Umtiti.

Pero a Valverde los cambios suelen salirle bien. Y, recién incorporado Denis Suárez para dar un respiro a Iniesta, completando el cambioi de toda la medular excepto Rakitic, el gallego recogió un centro pasado de Semedo y asistió al otro SuárezLuis, para que el ‘nueve’ barcelonista, muy bregador toda la noche, rematase la faena tras un error de Gonalonsen el rechace.

FICHA TÉCNICA:

FC Barcelona: Ter Stegen; Semedo, Piqué, Umtiti, Jordi Alba; Sergi Roberto (André Gomes, 82’) , Rakitic, Sergio Busquets (Paulinho, 66’), Iniesta (Denis Suárez, 84’); Messi, Luis Suárez

AS Roma: Allison; Bruno Peres, Fazio, Manolas, Kolarov; Florenzi (El Shaarawy, 72’), Pellegrini (Gonalons, 59’), De Rossi (Defrel, 76’), Strootman, Perotti; Dzeko

Goles: 1-0, de Rossi, p.p. (39’); 2-0, Manolas, p.p (55’): 3-0, Piqué (59’); 3-1, Dzeko (80’); 4-1, Luis Suárez (87’)

Árbitro: Danny Makkelie (Holanda). Tarjetas a Kolarov (42’), Strootman (85’)

Estadio: Camp Nou (90.106 espectadores)

Ver video:

/gap