La Segunda Sala de la Corte Suprema de Brasil conformó este miércoles una mayoría paranegar el pedido de libertad del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, preso desde el pasado 7 de abril para cumplir una pena por corrupción.

El magistrado Gilmar Mendes votó este miércoles contra la liberación del ex mandatario, como ya lo hicieron días atrás sus colegas, Luiz Edson Fachin, instructor del caso en la máxima corte del país, y José Antonio Dias Toffoli.

De esta forma, la Segunda Sala, integrada por un total de cinco jueces, ya ha conformado una mayoría de tres votos, si bien la decisión no se ratificará hasta que se pronuncien los magistrados Ricardo Lewandowski y José Celso de Mello. Hasta ese momento, cualquiera de los cinco puede cambiar de opinión, algo que raramente ocurre.

Lewandowski y Celso de Mello tienen hasta mañana jueves para publicar su opinión sobre el recurso, cuya discusión se trasladó al plenario virtual del tribunal, en el cual los magistrados tienen un plazo limitado para votar a distancia.

/gap