La Champions League le pasó la cuenta a Unai Emery. El gran objetivo del París Saint-Germain era alcanzar la ‘Orejona’, para eso realizó millonarios fichajes como los de Neymar y Kylian Mbappé. No obstante, el elenco francés este año sumó su segunda eliminación consecutiva en octavos de final, a manos del Real Madrid, lo que supuso la lápida para el DT.

El entrenador español anunció hoy que “le comuniqué a los jugadores que tuvimos una reunión con el presidente Nasser Al-Khelaifi y con el director deportivo Antero Henrique y que decidimos no seguir juntos. Me voy agradecido del apoyo recibido de jugadores, aficionados, directivos y periodistas”.

En el momento de anunciar su adiós, el ex entrenador del Sevilla recordó lo que fue la eliminación en la última Liga de Campeones ante el Rea Madrid: “Esa eliminatoria fue difícil, después de nuestro gran partido en la ida. Luego perdimos allí, con ese arbitraje, pero después era necesario mantener el ritmo y el equipo lo hizo”, dijo.

Emery terminó refiriéndose a la gran estrella de su actual plantel: “Que Neymar siga con la naturalidad con que vive. Su primer año no fue sencillo. Los cambios nunca son fáciles”, cerró el DT que con PSG logró una la Ligue 1, una Copa de Francia, 2 Copas de la Liga y dos Supercopas (2016 y 2017).

Por Ignacio Soto Bascuñán