Confianza de consumidores rompe tendencia a la baja y vuelve a niveles de optimismo en abril

    "Este resultado rompe con la tendencia negativa que se venía produciendo desde el máximo obtenido en diciembre (53,1 puntos) y vuelve a colocar la confianza de los consumidores en un área de optimismo", señala GfK Adimar

    40

    Luego de tres meses a la baja, el Índice de Percepción Económica (Ipec), elaborado por GfK Adimark, alcanzó 51,2 puntos en abril, con un alza de 1,2 puntos en relación con marzo.

    “Este resultado rompe con la tendencia negativa que se venía produciendo desde el máximo obtenido en diciembre (53,1 puntos) y vuelve a colocar la confianza de los consumidores en un área de optimismo”, señala GfK Adimark.

    Entre los hitos determinantes que identifica la consultora que sucedieron en el cuarto mes del año se cuenta la cifra de Imacec de febrero, que alcanzó un 4%, la más alta en 24 meses. Además, destaca el informe, influyó la baja inflación de marzo (0,2%) y el aumento de la venta de autos nuevos.

    “Hay señales de estabilidad”, afirma el country Manager de GfK Adimark, Max Purcell. Agrega que la medición de abril da cuenta de que “la gente no siente que va a perder el trabajo, que es una de las cosas que más correlaciona con el Ipec, por lo tanto, la gente está dispuesta a consumir. Subió un poco el positivismo respecto de la economía. Porque eso efectivamente ya es señal. No es aire, no es humo”, enfatiza.

    Mejora expectativa del país a 12 meses

    El Ipec contiene cinco subindicadores (ver infografía) y en la medición de abril, el aumento de la confianza de los consumidores se produce por el alza en cuatro de estos: “expectativa económica del país a 12 meses” (sube 4,0 puntos), “situación económica actual del país” (2,6 puntos), “estabilidad económica del país a 5 años” (0,9 puntos) y “situación económica personal actual” (0,2 puntos).

    De estos cuatro subindicadores destaca la “expectativa económica del país a 12 meses”, que obtiene su máximo nivel en lo que va del año (65,2 puntos).

    “Desde que se conoció el triunfo de Sebastián Piñera en la elección presidencial de diciembre 2017, este indicador se ha mantenido por sobre los 60 puntos, nivel que anteriormente había sido alcanzado en marzo de 2014, hace más de cuatro años”, explica la consultora. Sin embargo, otra de las mediciones destacadas es la que evalúa el “momento para comprar un auto”, dado que alcanzó un máximo histórico de 51%. “Esto significa que más de la mitad de los consultados señala que se está en buen momento para adquirir uno”, dicen desde Adimark.

    Respecto de este último punto, Purcell estima que podría aumentar aún más debido a que “ya pasado marzo, que es un mes complicado para todos los chilenos porque tenemos una cantidad de gastos enorme, llega abril, donde vemos mejores expectativas hacia adelante, mejoras en los salarios, números que efectivamente ya se están viendo, o la baja en el desempleo. Se genera una sensación de positivismos que hace decir “ahora sí, tengo el dinero para irme a comprar un auto””.

    Sobre la situación actual de la percepción de la economía por parte de los consumidores y lo que se podría venir a futuro, el ejecutivo de GfK Adimark es cauto al realizar un análisis para el resto del año. “Estamos viendo señales concretas en la economía y la inversión. Debiéramos mantenernos en un ámbito positivo de la percepción de la economía y superar la barrera de los primeros meses. Durante el primer período de la Presidenta Bachelet, estuvo en lado positivo, pero efectivamente las condiciones macroeconómicas son totalmente distintas. No es porque lo está haciendo bien necesariamente el gobierno (actual), sino porque las condiciones que está enfrentando macroeconómicamente el país hoy son mejores que las que le tocaron a la Presidenta Bachelet”.

    /Gap