La Bolsa de Seúl subió hoy después de que los inversores acogieran de forma positiva la decisión del Tribunal Constitucional de ratificar la destitución de la presidenta, Park Geun-hye, al considerar que elimina incertidumbres políticas.
El selectivo de referencia Kospi avanzó 6,29 puntos, un 0,3 %, y quedó en 2.097,35 puntos, en una sesión en la que se movieron 5,47 billones de wones (4.467 millones de euros).
Por su parte, el índice de valores tecnológicos Kosdaq ganó 6,13 puntos, un 1,01 %, y cerró en 612,26 unidades.
El parqué surcoreano arrancó la jornada con pérdidas, pero se recuperó después de que el Constitucional secundara por unanimidad la destitución de la presidenta promovida por el Parlamento por su vínculo con la trama de corrupción de la “Rasputina”.
Los analistas consideran que la deposición de la líder elimina algunas incertidumbres políticas y crea expectativas sobre las políticas de impulso económico del nuevo Gobierno que habrá de ser constituido en el país asiático, que debe celebrar elecciones presidenciales en un plazo inferior a 60 días.
Samsung Electronics, valor de referencia del mercado local, cayó hoy un 0,05 % y la tecnológica LG Electronics perdió un 1,08 %.
El fabricante de chips SK hynix se situó entre los ganadores de la jornada y sus acciones se revalorizaron un 2,5 %.
El principal fabricante surcoreano de vehículos, Hyundai Motor, también escaló, en su caso un 0,69 %.
La moneda local, el won, subió 0,7 puntos frente al dólar, que se intercambiaba en 1.157,40 wones al cierre de la sesión.
/Estrategia
/gap