El presidente de la Democracia Cristiana (DC), Fuad Chahín, se refirió este miércoles a la polémicas en torno a las futuras alianzas que realizará el Frente Amplio y el rechazo a generar un pacto electoral con la exConcertación.

Chahín reaccionó ante los dichos de Giorgio Jackson y Gabriel Boric, quienes indicaron que era natural una alianza electoral con el FA, incluso el primero indicó que la reticencia de la DC a estar -nuevamente- en un conglomerado con el Partido Comunista.

“Es una gran decepción para todo el país, que el Frente Amplio que proponía ser una alternativa moderna, de renovar la política, termina subordinado detrás del Partido Comunista, que es el partido más conservador y ortodoxo de la extrema izquierda de nuestro país”, acusó Chahín.

El exdiputado valoró las renuncias de Natalia Castillo y Pablo Vidal, además de la salida del Partido Liberal de Vlado Mirosevic del FA, demuestran que el conglomerado “ha tomado el camino de la izquierdización absoluta, de subyugarse al Partido Comunista”.

“Queremos dejar atrás el modelo neoliberal, pero el Partido Comunista al cual se siente tan cercano Giorgio Jackson, ven como modelo a seguir Cuba, Venezuela, Corea del Norte. Nosotros no, nosotros vemos como ejemplo a Alemania, los países nórdicos, el País Vasco (…) Nuestros paradigmas son totalmente diferentes”, aseveró Chahín.

En la misma línea, el presidente de la DC indicó que asumen como Concertación cometieron errores, pero que hubo aciertos y que ahora inician una nueva etapa, explicando que el FA no realiza ninguna autocrítica por las constantes salidas de partidos o movimientos del conglomerado.

“Uno no puede pretender ser alternativa simplemente criticando al resto, nosotros tenemos una autocrítica, sabemos que se cometieron errores, pero también que se tuvieron bastante aciertos, que permitieron varios logros en lo económico y social, pero sin duda hoy debemos enfrentar una nueva etapa”, afirmó.

/psg