El resultado de por sí es bueno. Porque, con el gol de Maripán en los últimos minutos, Chile le ganó a Serbia, una selección europea mundialista. Incluso. la diferencia pudo ser mayor en el marcador por los dos goles increíbles que se perdió Ángelo Herníaquez.

Pero, más allá de aquello lo más importante es que este partido disputado en Austria, deja muchas cosas positivas para la bitácora de Reinaldo Rueda.

Vamos viendo:

HAY ARQUERO: Muy buena la actuación de Gabriel Arias. Es un arquero, basta con mirarlo cuando se para en el área para que cualquiera se sienta tranquilo, Cada vez que fue requerido respondió con eficiencia. No cometió un solo error. Impecable. Y es muy importante que haya ratificado lo que hace habitualmente en La Calera. Porque ya se sabe que Chile espera el reintegro de Bravo, pero si esto no se produce, especialmente por determinación del propio portero del Manchester United, no queda tan huérfano el arco nacional.

UN VOLANTE PARA SER TITULAR: Es el puesto mejor cubierto en el fútbol chileno. Porque ahí están tres irremplazabales como Medel, Aránguiz y Vidal. Pero, ojo que Lorenzo Reyes ha demostrado en estos dos partidos que perfectamente puede ser titular, ya sea por lesión de alguno de los anteriores o acompañando a Medel en la contención. Y lo más importante: Pulgar tampoco desentonó y por si acaso, hay otros nombres como los de Aránguiz, Baeza y Pavez esperando su oportunidad.

FUNCIONA LO DE LOS DOS CENTRALES ALTOS: Mucho mejor la dupla Roco- Maripan, que la que jugó ante Rumania, con Lichnowski en el centro de la zaga. Es una de las ideas por las que se ha jugado el nuevo entrenador de Chile y el resultado es positivo. Chile ganó mucho en el juego aéreo en las dos áreas (Maripán convirtió de cabeza en ambos partidos) y esto es especialmente llamativo y digno de destacar cuando se enfrenta a una de las selecciones de mayor altura del próximo Mundial. Y atención, que por bajo los serbios tampoco le ganaron a los centrales chilenos.

RESPONDIERON: Dos jugadores en los que muchos no veíamos razón para que estuvieran en esta gira (personalmente así lo pensaba) eran Albornoz y Fernandes. Y ambos respondieron plenamente a la convocatoria. Especialmente Junior, que fue uno de los mejores, sino el mejor del equipo chileno. El moreno formado en Cobreloa defendió, atacó y gestó esa jugada fantástica en que dejó solo y sin arquero al frente a Henríquez. Lo que pasó después es mejor olvidarlo.

SE CONFIRMAN: Paulo Diaz, Angelo Sagal y Diego Valdés se repitieron el plato, lo que significa que están en la base con la que Rueda  pretende encarar el fúturo. Y se lo han ganado en cancha. Lo de Diaz y Valdés fue mejor ante Rumania y Sagal levantó ante Serbia.Pero los tres obtienen un aprobado

EL PARTIDO

Un gol de Guillermo Maripán en el minuto 85 le dio la victoria a Chile ante Serbia este mediodía en Graz, en el segundo partido de la gira europea de la Roja antes del Mundial de Rusia. El cuadro chileno derrotó a una escuadra clasificada a la Copa del Mundo, aunque no contó con sus valores más consagrados.

En un partido de tono pálido, pero donde Chile siempre tuvo más opciones de ganar, Diego Valdés, Felipe Mora y Ángelo Henríquez contaron con las mejores opciones, pero no pudieron definir ante la portería de Vladimir Stoikkovic.

Sin embargo, en el epílogo apareció un tiro libre bien ejecutado por Martín Rodríguez y el ascenso hacia el gol de Maripán, quien ya había marcado con el mismo expediente ante Rumania la seman pasada.

En el juego, la Roja mantuvo su tono conservador ante un equipo físicamente más poderoso y supo equilibrar las acciones y la posesión. Sin embargo, fue la distribución de Lorenzo Reyes y el desborde de Junior Fernandes los que determinaron la victoria final.

De esta manera, Reinaldo Rueda suma su segundo triunfo al mando de la Roja -el primero fue ante Suecia en marzo- y Chile deja su marca ante uno de los clasificados al Mundial, a la espera de la despedida de la gira el próximo jueves ante Polonia.

por GerardoAyala Pizarro

Fotos: Redgol