Desde hace un tiempo hasta esta parte que las escenas de la familia Möller son las más tensas y aplaudidas en redes sociales. Las actuaciones de José Antonio Raffo (Carlos), Gabriel Cañas (Horacio), Fernanda Ramírez (Augusta), César Cailet (Ernesto) y Soledad Cruz (Mercedes), han sido destacadas por los televidentes cada vez que salen a escena, siendo la mujer que interpreta a “Mechita” quien se lleva la mayoría de los halagos.

Y cómo no, si Soledad Cruz ha sido, para muchos, un verdadero descubrimiento en la televisión. Ha sabido darle una identidad a su personaje que ha traspasado la pantalla y llegado a distintas partes del mundo. Junto a María José Bello han hecho de su relación una de las parejas más queridas de las últimas producciones dramáticas y la jornada de anoche nos regalaron uno de los momentos más tensos de la teleserie.

Tras haber sido descubiertas en su escape, Mercedes volvió a casa de su familia y sus hermanos no entendían mucho lo que pasaba. Augusta ya las había visto besándose y Horacio parecía entender más, pero Carlos estaba descontrolado. Tanto, que su padre le pegó un combo y Mercedes luego una cachetada, cuando la trató de lo peor tras enterarse de su amor por Bárbara Román.

Sin embargo, Mercedes sacó fuerzas y se enfrentó a su familia. “!Qué se creen ustedes para venir a juzgarme… ustedes, llevo años aguantando sus pecados, sus mentiras, sus encamadas secretas y ahora tienen la desfachatez de apuntarme con el dedo”, les gritó, agregando que “no se los voy a aguantar, a ustedes no. Yo amo a Bárbara Román y no me da vergüenza reconocerlo papá, si pudiera lo gritaría  los cuatro vientos”.

Ahí fue cunado se dirigió a cada uno de los integrantes de su familia, dejándolos callados. “No me traten a mi de depravada, porque no le he hecho daño a nadie, nunca me he acostado con mi cuñada, ni con la mujer de mi papá, ni con la mujer de mi hermano, ni con mi cuñado”, aseguró, sentenciando que “nunca jamás pagaría por amor”.

/gap