El Observatorio de Violencia Obstétrica (OVO) publicó un estudio donde recopiló información de 11.547 mujeres, desde 1970 hasta 2017. En él, cuenta que una de cada cuatro mujeres que fueron atendidas en el sector pública afirmaron ser víctimas de violencia física al interior de hospitales.

Se trata del 24,1% que dijo haber sufrido abuso físico, mientras que en el caso de mujeres atendidas en clínicas privadas la cifra disminuyó a 6,8%.

Por otro lado, la investigación señala que el 56,4% de las atendidas en hospitales afirma haber sido criticada o bien reprimida por expresar su dolor y emociones, porcentaje que en el sector privado llega a un 19,3.

Con respecto al nacimiento, OVO constató que en menos del 2o% de los partos en Chile la madre logra tener un contacto de 30 minutos o más con su hijo una vez nacido. Ese resultado contrasta con las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que pide que este tipo de contacto sea durante la primera hora para prevenir la hipotermia y promover la lactancia.

En esa materia, tampoco se cumple en todos los casos con la recomendación de la organización de que la mujer puede contar con un acompañante de su preferencia durante el parto. De acuerdo al estudio, entre 1970 y 2008, sólo un 10,6% las mujeres pudo tener compañía en el nacimiento.

/gap