La cotización del dólar cedió terreno respecto al impulso de ayer, debido al avance del cobre y el debilitamiento de la divisa a nivel mundial, como consecuencia del rendimiento de los bonos en Estados Unidos.

El billete verde concluyó sus operaciones con un retroceso de $3,70, en puntas de $717,00 vendedor y $716,70 comprador.

Para Ricardo Bustamante, jefe de estudios Trading de Capitaria, estos movimientos se deben a la “la mejor proyección económica entregada hoy por el Fondo Monetario Internacional, apoya perspectivas favorables en la demanda de cobre, considerando que es beneficioso un mejor ciclo económico”.

Por su parte, Luis Alberto Reyes, analista de Mercados G, apuntó que el dólar se debilitó en el contexto mundial “gracias a los rendimientos del Tesoro a 10 años que continuaban su retirada el martes, cayendo por debajo del 1,7%, desde un máximo del 1,776% la semana pasada, un nivel que no se veía desde enero del año pasado”.

En ese contexto, Bustamante añadió que “el dólar en el mundo vuelve a mostrar debilidad en medio de fundamentos que podrían seguir presionando a la baja a la moneda estadounidense, especialmente si consideramos los estímulos extremadamente expansivos por parte de Reserva Federal y del propio gobierno norteamericano”.

Por ello, los expertos aseguran que, si bien la volatilidad podría mantenerse por algunos días, los fundamentos debieran volver a debilitar al billete verde en nuestro país, más aún si el proceso de vacunación sigue con su ritmo actual y las medidas de confinamiento generan una disminución en los casos diarios de la pandemia.

/psg